La Comisión Europea recortó la previsión de crecimiento para España al 2,2% del producto interior bruto (PIB) este año -cinco décimas menos de lo que había pronosticado el pasado mes de febrero- y al 1,8% en 2009. Esta reducción se debe al ajuste en el sector de la construcción y el enfriamiento del consumo privado. Las cifras de Bruselas son ligeramente más pesimistas que las presentadas por el vicepresidente del Gobierno, Pedro Solbes, en su última revisión el pasado viernes, que apuntan a un crecimiento del 2,3% tanto en 2008 como en 2009. Bruselas alerta de que el nivel de paro aumentará alrededor de un punto porcentual al año en 2008 y 2009 en nuestro país. La UE prevé que la inflación de la Eurozona en 2008 alcanzará el 3,2% y el 3,6% en la UE, frente al 3,8% en el caso español. Además, estima que el euro se apreciará un 13% frente al dólar en este ejercicio.
A pesar del recorte de previsiones, España crecerá este año medio punto más que la media de la eurozona (1,7%) y dos décimas más que el conjunto de la UE (2%). Sin embargo, en 2009 el diferencial de crecimiento con la eurozona se estrechará a sólo 3 décimas --los países que comparten la moneda única crecerán de media un 1,5% el año que viene-- y España crecerá al mismo ritmo que el conjunto de la UE. En cualquier caso, Bruselas alerta de que el nivel de paro aumentará alrededor de un punto porcentual al año en 2008 y 2009 en nuestro país, ya que se desacelerará la creación de empleo y la economía no será capaz de absorber los flujos de inmigrantes. Para este año, el Ejecutivo comunitario pronostica una tasa de paro del 9,3% de la población activa, y para 2009 aumentará hasta el 10,6%, el nivel más alto de los Veintisiete países de la UE. Previsiones de crecimiento zona euro y UE El crecimiento económico en la Unión Europea se está desacelerando este año y se desacelerará aún más en 2009, señala la Comisión Europea el lunes, añadiendo que la creciente inflación, la debilidad de la economía estadounidense y los elevados precios del petróleo están pasando factura. La comisión, brazo ejecutivo de la UE, señala que espera que el crecimiento económico en los 15 estados miembros de la zona euro alcance el 1,7% este año, una décima menos de lo previsto en febrero. Para el los 27 países que integran la UE, la comisión mantuvo su previsión de crecimiento del 2,0% este año. El próximo año, la comisión espera que la economía de la eurozona crezca un 1,5% y la de la UE en conjunto, un 1,8%. Lentamente, la comisión se está haciendo a la idea del deterioro de las perspectivas de crecimiento de la economía del bloque. Lo que hace unos meses parecía el peor de los escenarios, parece ahora claramente afianzado. El pasado noviembre, aunque las turbulencias eran ya patentes en los mercados financieros y la economía estadounidense se desaceleraba acusadamente, la comisión estimó una expansión económica del 2,4% en la UE para este año. Para el conjunto de la zona euro, predijo una tasa de crecimiento del 2,2%. La comisión señala ahora que el crecimiento podría desacelerarse aún más de lo que vaticina actualmente, ya que observa una serie de "riesgos bajistas". Previsiones de Inflación En sus tradicionales previsiones económicas de primavera, el Ejecutivo comunitario prevé que la inflación de 2008 en la eurozona alcanzará el 3,2% y el 3,6% en la UE. Respecto a España, asegura que el nivel de inflación de España alcanzará de media este año el 3,8%, lo que situará el diferencial de precios con la eurozona en un punto porcentual. En 2009, la contracción de la demanda interna reducirá las presiones inflacionistas y la tasa de inflación bajará al 2,6%. Bruselas prevé que el superávit presupuestario se reduzca este año al 0,6% frente al 2,2% registrado en 2007, como consecuencia, entre otros factores, de la rebaja fiscal de 400 euros para todos los contribuyentes. En 2009, el superávit desaparecerá por completo y se alcanzará una situación de equilibrio presupuestario, aunque la Comisión no descarta que este escenario pueda incluso adelantarse a 2008. Respecto al euro, Bruselas prevé una apreciación de esta moneda con respecto al dólar dle 13 por ciento en el actual ejercicio.