La Comisión Europea autorizó hoy la compra de la empresa noruega Elkem por parte de la compañía estadounidense Alcoa. Ambas sociedades se dedican a la fabricación y venta de aluminio. El Ejecutivo comunitario constató que la operación no tendrá un impacto negativo sobre la competencia en el mercado europeo.