El presidente de la Reserva Federal, Ben Bernanke, aseguró hoy que los conocimientos obtenidos por la institución en su papel de supervisor de una gran cantidad de bancos, incluidas las pequeñas entidades, aumenta significativamente su eficacia a la hora de "establecer la política monetaria y fomentar la estabilidad financiera". En un discurso preparado para su comparecencia ante el Comité de Servicios Financieros del Congreso de Estados Unidos, Bernanke concretó que su participación en la supervisión mejora su capacidad para llevar a cabo sus funciones como banco central, entre ellas establecer la política monetaria, favorecer el préstamo a través de la ventanilla de descuento y garantizar la estabilidad del sistema financiero.