Con alegría, así comienza la renta variable europea la semana en una jornada en la que los resultados empresariales al otro lado del Atlántico –de la mano de Alcoa- y el pago de dividendo de algunas de nuestras cotizadas protagonizan la sesión. El Ibex 35 se anota una subida del 0,80% y mira de cerca los 11.500 puntos un día en el que BBVA y Santander se anotan las mayores revalorizaciones. En el mercado de divisas, el euro-dólar se cambia por 1,36 unidades mientras el precio del petróleo se sitúa en los 84 dólares/barril.
Imparable… comienza la carrera y la renta variable española parece no tener freno, los inversores aceleran las compras y vuelven a fijarse como objetivo los 11.500 puntos, de momento, tocados pero ¿será capaz de mantenerlos? A la espera de cómo se desarrolle la jornada, las miradas se dirigen hacia Grecia, economía a la que tanto la zona euro como el Fondo Monetario Internacional dotarán de un préstamo que asciende a 30.000 millones de euros a un tipo del 5%. Un plan de ayuda del que España tiene que participar y lo hará aportando cerca de 2.500 millones de euros. Parece que tras la tormenta que provocaron las nuevas dudas que llegaban desde el país heleno, la calma vuelve a imponerse en el mercado europeo, el Dax alemán suma un 0,48%, el Cac 40 repunta un 0,63%, el FTSE100 avanza un 0,46% mientras el Eurostoxx50 gana un 0,69%.

Dentro del selectivo español, los dos grandes bancos son las manos que empujan con más fuerza el carro de las compras. Santander se anota una subida del 2,72% mientras su homólogo BBVA consigue repuntar un 2,71%. Un buen tono que se impone también entre el resto del sector bancario, así Banco Popular repunta un 2,33%, Bankinter suma un 2,12%, Banco Sabadell asciende un 1,56% mientras Banesto consigue avanzar un 0,30%.

Más compras entre los pesos pesados, Repsol YPF suma un 0,80%, seguido de los títulos de Iberdrola que gana un 0,67% mientras Telefónica se anota un rebote del 0,42% un día en el que los brokers de Deutsche Bank elevan su precio objetivo hasta los 20,3 euros desde 19,8 euros. Sin embargo, entre las compañías más penalizadas se sitúa Telecinco arrastrada por la rebaja de recomendación que le hace Morgan Stanley hasta a igual que el mercado desde sobreponderar, aunque eleva su precio objetivo de Telecinco a 13,25 euros desde 12,5 euros anteriores. La cadena de televisión pierde un 1,71% del mismo modo que Iberia se deja un 0,82% e Indra cae un 0,43%.