La acción, después de establecer un mínimo intradiario en 7,89, salvó a cierre de ayer el mínimo significativo marcado en ABR11 y que se encuentra en 7,96.
Los osciladores mantienen una estructura de máximos / mínimos decrecientes (ver indicador MACD en ventana inferior), al igual que lo hace la serie de precios y con las medias móviles de largo plazo cruzadas a la baja.

En este entorno consideramos que la situación es delicada y que la tendencia bajista de fondo puede terminar por imponerse. A la vez, la lejanía de niveles técnicos significativos (siguiente zona importante en 6,75 / 6,66) invitan a posicionarse a favor de una pérdida de niveles antes que a un rebote. El 7,89 es el nivel clave y el que abre el camino a mayores cesiones.

BBVA gráfico diario