El valor recupera posiciones de forma escalonada y con dientes de sierra después de establecer un mínimo anual en 5,50.

Comportamiento que permite que el indicador MACD se gire al alza desde niveles de sobreventa que en las últimas ocasiones han favorecido la formación de un suelo de medio plazo o, al menos, un rebote de cierta importancia. De esta forma pese a que la acción se encuentra en una tendencia bajista de fondo incuestionable, no es descartable que busque formar un suelo.

La primera zona de resistencia y primer objetivo para las posiciones largas de trading se encuentra comprendida entre 6,66 y 6,74. Por la parte inferior, los stops deberían ir por debajo de los mínimos recientes, 5,88 el de la semana pasada y más alejado el mínimo del año en 5,50.

Banco Santander en gráfico diario