Banco Popular obtuvo un beneficio neto atribuido de 442,6 millones de euros en el primer semestre de 2009, lo que supone un 34,7% menos que en el mismo periodo de 2008, según informó hoy la entidad a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV). La entidad explicó que la caída del beneficio fue resultado de las mayores provisiones realizadas en el semestre, que aumentaron hasta 821 millones de euros, frente a los 466 millones de euros del mismo periodo de 2008.