El gobernador del Banco de Inglaterra ha dicho que este no es el momento de subir los tipos por el debil crecimiento de los salarios y  las negociaciones del brexit.

El gobernador del Banco de Inglaterra (BoE), Mark Carney, ha afirmado hoy que este no es el momento de subir los tipos de interés debido al débil crecimiento de los salarios y el posible efecto negativo que podría tener para las cuentas de Reino Unido su salida de la Unión Europea a consecuencia de los nuevos acuerdos comerciales con la UE,según informa Reuters.

Carney ha realizado estas declaraciones junto al ministro de Hacienda, Philip Hammond, un día después de que comenzara las negociaciones sobre el brexit, y ha dicho que dependiendeo del progrado de las mismas, las empresas podrían activar pronto planes de contingencia.

La semana pasada, tres  de los ocho miembros del Comité de Política Monetaria del BoE votaron inesperadamente para elevar los tipos de interés. Carney votó para mantenerlos en un mínimo del 0,25% y no dio ninguna señal de que tuviera prisa por cambiar su punto de vista.