BAA, grupo británico de aeropuertos controlado por Ferrovial, registró una pérdida neta de 684 millones de libras (unos 778,7 millones de euros) en 2009, frente a los 'números rojos' de 201 millones de libras (229 millones de euros) de un año antes, informó hoy la compañía.