BAA (Ferrovial) ha desmentido "tajantemente" que vaya a realizar un recorte de 2.000 puestos de trabajo, teniendo en cuenta que el gestor de los aeropuertos londinenses se ha puesto como objetivo "mejorar" el servicio al pasajero final. En este sentido, fuentes de la compañía consultadas por Europa Press recalcaron que BAA, "por el contrario", ha contratado a 1.500 vigilantes de seguridad más y, desde hace un año, está realizando un plan de optimización de la eficiencia. El diario británico 'The Times' publicó hoy que BAA estaba planeando un recorte de 2.000 empleos, en el marco de una "rigurosa" revisión de los costes y de los niveles de eficiencia puesta en marcha en todos los aeródromos de la compañía en Reino Unido --Londres-Heathrow, Londres-Gatwick, Londres-Stansted, Edimburgo, Glasgow, Aberdeen y Southampton-- para mejorar los beneficios. Además, el rotativo apuntaba que Ferrovial, propietaria de BAA, estaría estudiando la venta de uno o más aeropuertos.