El grupo siderúrgico ArcelorMittal obtuvo un beneficio neto de 2.383 millones de dólares (1.830 millones de euros) en los seis primeros meses del año, frente a las pérdidas de 1.855 millones de dólares (1.424 millones de euros) registradas en el mismo periodo de 2009, informó la empresa, que mejoró un 33% su facturación, hasta 40.303 millones de dólares (30.945 millones de euros).
En el segundo trimestre del ejercicio, la compañía obtuvo un beneficio neto de 1.704 millones de dólares (1.308 millones de euros), en contraste con los 'números rojos' de 792 millones de dólares (608 millones de euros) del mismo periodo de 2009, mientras que su cifra de negocio aumentó un 42,6%, hasta 21.651 millones de dólares (16.623 millones de euros).

"La mejora de los resultados en el segundo trimestre se sitúa en consonancia con nuestras expectativas y refleja una recuperación continua, lenta y gradual", señaló el presidente de ArcelorMittal, Lakshmi N. Mittal, quien advirtió de que el tercer trimestre se verá afectado por "una combinación de factores estacionales y por los efectos de la desaceleración económica en China", aunque sigue observándose una mejora en la demanda subyacente.

Asimismo, Mittal apuntó que el reto para el segundo semestre del año será "repercutir íntegramente" los incrementos de costes a los clientes del grupo.