Alcoa registró una ganancia neta de 77 millones de dólares, u 8 centavos por acción, en el tercer trimestre, inferior al beneficio de 268 millones de dólares, o 33 centavos por acción en el mismo período del año anterior. La fabricante de aluminio con sede en Pittsburgh informó que el resultado trimestral incluyo 3 centavos por acción en cargos de reestructuración y de otro tipo.
Los resultados de un año atrás incluyeron un cargo de 4 centavos relacionados con el cierre de una planta de fundición en Texas. Si se excluyen las partidas, la ganancia hubiera sido de 4 centavos por acción.

Los ingresos cayeron un 34% a 4.620 millones de dólres. Según Thomson Reuters, los analistas esperaban, en promedio, una ganancia de 9 centavos por acción e ingresos de 4.550 millones de dólares.

Los resultados de la empresa sorprendieron al mercado que, tras tres pérdidas trimestrales consecutivas, esperaban otra pérdida para el tercer trimestre.

El presidente ejecutivo, Klaus Kleinfeld, señaló que la reducción de costos y otras medidas que la empresa tomó previamente este año tuvieron un importante efecto en la posición de efectivo y ganancias de la empresa.

Alcoa sostiene que observa señales de estabilización de los mercados clave y predijo que el consumo mundial de aluminio aumentará un 11% en el segundo semestre de 2009.

Alcoa finalizó el trimestre con 1.100 millones de dólares en efectivo, un aumento del 29% respecto a fines del segundo trimestre.

Las acciones de Alcoa cerraron el miércoles con un alza del 2,2% a 14,20 dólares y la cotización se detuvo tras el cierre del mercado. La acción casi se ha triplicado desde el mínimo para 21 años registrado en marzo, pero aún se encuentra un cuarto por debajo que en el mismo período del año previo.