Otro intento de rebote en el día de hoy, que ha vuelto a fallar. Al final ligeras subidas, aprovechando el dato de inflación de la eurozona más bajo de lo esperado, lo que aumenta las posibilidades de QE y el hecho de que el futuro del mini S&p 500 se aferrara al 2000 tras rebotar en la media de moda que es la simple de 140 días. Pero las cosas siguen sin estar claras, y ha bastado un bandazo a la baja del crudo tras sus reservas semanales para hacernos cerrar muy lejos de máximos. Grecia sigue inquietando a los operadores y mucho, y su sombra ha estado ahí durante toda la sesión. 
 Muy curiosos estos datos sobre el sueño que aparecen en el "Blog del descanso":
 
 
 destaco una cita con muchas curiosidades históricas sobre el sueño de famosos personajes:
 
Napoleón dormía poquísimo. Se acostaba entre las 10 y las 12, dormía hasta las 2, trabajaba hasta las 5 y volvía a dormir hasta las 7. Otro tanto hacían Edison y Churchill, que se saciaban con tandas de 4 horas, y Salvador Dalí, que sólo suscribía esa dieta si la personalizaba: se instalaba en un sillón, dejaba en el piso un plato de metal y se abandonaba al sueño con una cucharita entre los dedos; dormido, los dedos se le relajaban, la cuchara caía golpeando contra el plato y el pintor, alertado por el modesto estrépito, despertaba y reanudaba el reloj reblandecido que había dejado inconcluso.
 
(.../...) Durante los últimos cien años las horas de sueño se han reducido al menos un 20 por ciento, es decir, casi dos horas diarias.
 
Pues ya ven, curioso el horario de trabajo de Napoleón, que dormía poco más de 5 horas.
La verdad es que personalmente también soy de poco dormir, normalmente me muevo entre cinco horas y media o seis como mucho. El día que duermo seis horas estoy de maravilla. Y es que no hay nada para dormir mal como meterse en este enredo de los mercados financieros... Y más en  esta fase actual que está difícil de saber hacia dónde vamos. Hasta puede que la hipótesis más normal sea que no vamos a ningún lado…
 
Hoy hemos intentado rebotar varias veces, pero los papelones aparecen enseguida, es misión imposible rebotar por el momento.
 
En el mejor momento de la mañana, nos apoyábamos en la fortaleza del sectorial de minoristas, gracias a buenos resultados de Sansbury y buen dato de ventas al por menor en Alemania, el hecho de que el S&P volvía a meterse por encima de los 2.000 puntos y el rebote del crudo, tras tocar esta mañana menos de 47 dólares. Además la bolsa se tomaba bien un dato de inflación de la eurozona más bajo de lo previsto, por aquello de que así habrá más posibilidades de QE.
 
Pero al final el rebote ha quedado en nada, y hemos cerrado casi planos en Europa, ya que al crudo no le ha gustado su dato semanal de reservas y Wall Street a la hora del cierre europeo no tenía muy claro si iba o si venía, moviéndose lejos de los máximos del día.
 
La visibilidad sigue siendo nula, y gracias a las esperanzas de la QE, porque esto no está nada claro. El tema de Grecia y de los partidos políticos del resto de la eurozona similares sigue preocupando muchísimo al mercado, y el bono griego a 10 años está por encima del 10%.
 
Vamos con la crónica al completo de la sesión.
 
Se esperaba un nuevo intento de rebote moderado en la apertura europea. Estos son los factores a considerar.

Dos factores apoyan este intento.

Por un lado el cierre de Wall Street de ayer lejos de mínimos y el hecho de que ahora en el Globex el futuro del mini S&P 500 esté intentando reconquistar el importante nivel psicológico de los 2.000 puntos. Si consigue pasar al alza nos ayudaría mucho. En cambio si se da la vuelta y pierde el mínimo de ayer en el entorno de 1.985, tendríamos que esperar una Europa en fuerte bajada.

El segundo factor positivo es el dato de ventas al por menor de Alemania que ha quedado mucho mejor de lo esperado, con una subida del 1% cuando se esperaba plano.

Pero al margen de esto la situación sigue igual de frágil que ayer.

Por un lado el petróleo sigue tocando mínimo tras mínimo, el futuro del petróleo West Texas ya ha tocado esta mañana un nuevo mínimo de 47,09 y sigue pareciendo muy bajista.

Por otro, siguen los líos de Grecia, que ayer dio un respiro por ser festivo, veremos hoy. De momento declaraciones agresivas del ultraortodoxo presidente del IFO que ha dicho que Grecia debería salir temporalmernte del euro y devaluar el dracma. Y además en Bild, que suele ser bastante sensacionalista, salen comentarios que dicen que el gobierno alemán se estaría preparando para un posible colapso bancario en Grecia, por el intento de los griegos de sacar sus fondos en euros de los bancos, antes de que pasaran a dracmas. No es nada descartable un corralito desde luego si al final Grecia saliera del euro, aunque de momento todo esto es aún mucho suponer.

Habrá que estar muy atentos a las 11h porque se publica el dato de inflación de la eurozona, y es muy importante para las decisiones que tiene que tomar el BCE. Se espera -0,1% en interanual.

Desde el punto de vista técnico Europa sigue dentro del lateral.

Enésimo intento de rebote de las bolsas europeas a estas horas. Veamos en qué se basa en esta ocasión: 

1- El buen desempeño del sector minorista europeo, gracias a buenas cifras financieras de la británica Sansbury que sube con fuerza y el buen dato de ventas al por menor en Alemania. 

2- Como no gracias al rebote del crudo que pueden ver en este gráfico de 5 minutos. 

s1


3- Por el hecho de que el futuro del mini S&P 500 vuelve a estar esta mañana ligeramente por encima de la línea clave y psicológica 2.000, y si consigue aguantar por encima sería una buena señal.

Hay varios analistas franceses que están llamando la atención sobre el hecho de que se está poniendo de moda en el S&P 500 la media de 140

s2


Y como ven tienen razón, en todo la subida de estos años siempre se apoya exactamente ahí, ahora lo está haciendo de nuevo y las dos únicas veces en que la cruzó, dio unos bandazos terribles primero a la baja y luego al alza, así que como está de moda vamos a seguirla, porque esto de las modas pesa mucho.

Si sigue respetando esa media, el peligro del futuro del míni S&P 500 pasaría porque perdiera el nivel de 1985, el mínimo de ayer. Es curioso, pero se paró exactamente ahí, da la sensación que hay muchas manos fuertes, mirando ahora esta media de 140.

4- Y sobre todo porque es lo que nos ha dado el impulso definitivo por el mal dato de inflación de la eurozona que se ha dado a las 11h. A partir de ahí hemos empezado a subir en serio.

Y es que ha quedado en interanual en el -0,2% primer año en negativo desde el 2.009, y cuando se esperaba -0,1% Y ha dejado una sensación de que al BCE se le escapa esto de las manos, y que se verá obligado para cumplir su mandato de controlar la inflación de iniciar la QE. El mercado se limita a descontar positivamente la QE, aunque tampoco de forma explosiva, porque no creo que sea el único que le está dando vueltas a la cabeza a todo lo que se dijo ayer, sobre las tres posibilidades que estaba manejando el BCE. Como le dé por optar por la tercera, de que cada banco central nacional se apañe con lo suyo, es decir sin mutualización, no le va a gustar nada al mercado. Pero bueno, de momento hoy buenas vibraciones.

Y hasta aquí lo bueno, que también hay malo.

Y lo malo es el lío de Grecia, que da mucho miedo a los mercados. El castigo a los bonos griegos es muy duro y el bono griego a 10 años ya está al imposible nivel del 10%, eso no lo aguanta nadie, y menos Grecia que es utópico pensar que pueda pagar su deuda, y menos al 10%. Parece que vamos a seguir así hasta el día 25. Las declaraciones alemanas alentando el Grexit por activa y por pasiva son muy agresivas. Y el caso es que Alemania, va cargadita de deuda griega. Lo pueden ver en este enlace de El Confidencial:

La banca alemana concentra la mayor exposición a la deuda griega del mundo

www.elconfidencial.com/mercados/inversion/2015-01-07/la-banca-alemana-concentra-la-mayor-exposicion-a-la-deuda-griega-del-mundo_616651/

Vean esta cita:

En concreto, concentran 31.279 millones de dólares –alrededor de 26.300 millones de euros al cambio actual–. O lo que es lo mismo, el 39,5% de la exposición bancaria total a Grecia y el 55,5% del riesgo de la banca europea en el país heleno. Aunque la mayor parte de esa suma no está en manos de los grandes bancos, sino de los participados precisamente por el Estado

El problema es además que como se sigue diciendo en el artículo, la exposición al resto de deuda periférica por Alemania es astronómica. No saldría alemana entera, de una hecatombe de la deuda periférica, así que mejor que no pase nunca.

Y mientras los bancos, que no se mojan, en lugar de dar créditos, miren donde tienen el dinero de nuevo, en este gráfico de Jamie McGeever:

s3

Otra vez aparcado en el BCE y eso que cobra tasas negativas que si no…

Un apunte interesante que da Marc Fortuño en su twitter, vean este gráfico:

s4


Comenta Marc que en gráfico mensual cada vez que el RSI ha dado divergencia el dax ha caído, ahora lo está haciendo otra vez. Pueden ver el twitter de Marc aquí:

twitter.com/Marc__Fb

Y mientras el dólar sigue muy fuerte por méritos propios y por deméritos de otros, como por ejemplo el euro. Como siempre se dice que la moneda fuerte es malo para las exportaciones, cabría preguntarse ¿y es malo este dólar tan fuerte para Wall Street?

Pues sin ningún género de duda, para nada.

Bespoke publicó ayer un estudio que da unos resultados aplastantes.

Han calculado qué pasó con el S&P 500 desde 1965 cada vez que en un año el dólar ganó más del 10% en el Dollar Index, que ya saben es una cesta de las principales monedas contra el dólar.

Pues bien, esto ha pasado en siete ocasiones, esta sería la octava, y en todas las ocasiones al año siguiente el S&P 500 subió sin ninguna excepción. Y lo que es mejor excepto en el 84 que solo subió 1,5% en el resto de años del 7% para arriba. Así que esto desde luego no es ningún problema para las bolsas ni mucho menos. La última vez que pasó fue en 2006, y el S&P 500 terminó ganando más del 13%.

Y para terminar comentar algo que está siendo muy aprovechado por los leones, el VIX ha entrado backwardation, es decir, ha roto su estructura de contango habitual. Es decir el contado está más alto que los futuros siguientes, cuando suele ser al revés

s5


Como vemos hasta el tercer vencimiento está en backwardtion. Mientras sea así, los etfs del VIX volverán a la normalidad, en cuanto vuelva al contango volverá a seguir bajando haga lo que haga el VIX a la larga.

El saldo de las instituciones sigue neutral y con la actividad baja, pero sí se ve un repunte de la misma, como un saludo a la vuelta del curso. Debemos seguir atentos a ver qué reacción tienen al dato de empleo del viernes.
 
La situación general de los mercados sigue sin estar clara ya que hemos recibido una especie de shock con la matanza en París realizada en la sede del periódico que publicó hace unos años las caricaturas sobre el Mahoma.

Multitud de dirigentes se ha manifestado en contra de este acto de barbarie y han ofrecido su ayuda a Francia para llevar a los terroristas ante la justicia y es que hay mucha precaución en estos momentos debido a que nos es lo mismo poner una bomba en un metro que ir por la calle con rifles de asalto, ya que este último acto es demasiado claro y a la vista de todos.
 
De momento la única consecuencia que se ve es un descenso en las aerolíneas francesas como primera reacción negativa a la posible situación que pueda aparecer en Francia, pero el resto de los movimientos del mercado siguen dictados por las causas de siempre.
 
Grecia sigue en todo lo alto y la rentabilidad de su deuda a diez años ya ha superado el 10%, algo que también ha contagiado al resto de la periferia y eso se está notando en el Ibex 35 con casi todos los valores de la banca mediana en negativo, lo que poco a poco nos está alejando de la zona de resistencia que tenemos ahora mismo los 10.000 puntos.
 
Hay que seguir vigilando muy de cerca las múltiples divergencias bajistas que hay no sólo en futuros sobre índices sino también en múltiples sectoriales.
 
En estos momentos en Europa tenemos al súper sector de servicios financieros con bajada de -0,56%, el bancario bajando -0,25% y las tecnológicas -0,07%.
 
El mejor ahora mismo son las de inversión inmobiliaria con +1,15% y bebidas y alimentación +0,94%.
 
En Estados Unidos estamos de rebote gracias a una reducción del déficit comercial y además un buen dato de creación de empleo calculado por el ADP, poniendo algo de optimismo de cara al dato de creación de empleo general que conoceremos el viernes.
 
Todo lo que está pasando en este momento está condicionado a ver lo que muestren las actas de la Reserva Federal de la última reunión, ya que puede cambiarlo todo si es excesivamente negativo para el mercado.

El Euro tiene demasiadas cosas en contra:
Vaya cómo cambia la situación del mercado en sólo unas pocas semanas.

Hace no demasiado la situación de mercado y la colocación de las piezas en el tablero de juego sugería que Estados Unidos iba a pasarlo mal con la retirada del programa cuantitativo y que todas las papeletas la tenía Europa para hacerlo mejor que nadie.

Sin embargo, apareció el cisne negro de los tiempos recientes: la crisis de Ucrania que dañó de forma inevitable a la economía europea.

Las sanciones y contra sanciones del bloque occidental al ruso se ha llevado por delante el momento de mejora económica de Europa, dejando solo a Estados Unidos como punta de lanza de los que sí tienen un buen momento económico, algo que se está notando en la diferente evolución de sus mercados bursátiles.

Las sanciones siguen presentes y las espadas en todo lo alto, lo que ha dejado al Banco Central Europeo en una situación de “Puerta Gayola” para lidiar el toro del deterioro económico y, por si fuera poco, el morlaco se llama “Grecia”.

Toda la inestabilidad política, sumada a las últimas medidas del BCE y descontando las que debe tomar, el euro ha bajado muchísimo desde aquel máximo en el 1,4 y ahora mismo está en 1,1876.

La parte positiva de todo esto es que el menor precio de la divisa mejorará las exportaciones y ayudará a la economía de los países que dependen de ella como por ejemplo la española. Sin embargo, las últimas cifras del Fondo Monetario Internacional muestran que la reservas totales en Euros han descendido un -8,1% en el tercer trimestre, más que el descenso que ha sufrido la cotización con respecto al dólar. Lo curioso de todo esto, es que hay algo en el que todo el mundo se está fijando, y es que este descenso no se está aprovechando para comprar euro barato, preparándose la cama para una posible mejoría en el medio plazo, lo que supone un arma de doble filo. La parte positiva es que es una mano compradora en las bajadas no existe, lo que hace que haya bajado mucho más, pero la parte negativa es que no hay un sentimiento positivo subyacente hacia el desarrollo de la economía europea.

Algo que no ayuda nada a que el euro sea reserva monetaria, algo que hemos comentado por activa y por pasiva en los últimos meses, es que la tasa de los depósitos haya pasado a negativa y, tampoco, la legislación que permite que un “bail-out”, sea un “bail-in”, es decir, cuando una entidad necesita rescate, no va a ser con dinero público sino que, en última instancia, serán los grandes depositantes los que rescaten a la entidad. Esto elimina de un plumazo que alguien pueda y quiera tener una reserva monetaria en un banco de la zona euro. En estados unidos esto es impensable, por lo que el dólar sigue siendo el rey de la reserva monetaria.

Los datos de Europa de hoy:
Alemania:
Ventas minoristas suben 1% cuando se esperaban sin cambios, buen dato.

Desempleo baja al 6,5%, nuevo record. -27.000 parados menos cuando se esperaba -6.000.
Italia:
Paro en Italia 13,5% nuevo récord histórico desde 1977 en que empezó a calcularse.
Eurozona:
IPC Se esperaba -0,1% y queda en -0,2%
Si bien  es cierto que el dato general de -0,2% es muy preocupante, es importante tener en cuenta algunas cosas, huyendo de los extremos:

1- No sería correcto decir que esto es dramático porque la realidad es que si nos vamos a la subyacente, es decir sin los volátiles precios de alimentación y energía, estamos en +0,7% en interanual, estable respecto al mes anterior. Es decir está todo muy distorsionado por el petróleo, y de ninguna manera podemos comparar esta deflación con lña que tuvo Japón, por cierto devastadora.

2- Pero tampoco sería correcto decir, bueno pues no pasa nada. Por dos motivos.

El primero que el petróleo está ahí y que su bajada provoca una reacción en cadena que baja otras cosas.

Pero sobre todo porque antes de la caída del petróleo ya teníamos inflación de la cuenta, y la realidad es que un +0,7% es demasiado poco, y no es lo adecuado ni es el mandato del BCE.

Por lo tanto importante situarse y huir de los extremos. No es un dato nada bueno, pero tampoco es el apocalipsis zombi.

Los datos de EEUU de hoy:
Indicador de creación de empleo privado de la consultora particular ADP da una creación de 241.000 cuando se esperaba una de 226.000. Aunque la relación con lo que se da luego de dato de empleo general no siempre es perfecta,. sigue mostrando un fuerte mercado laboral.

Bueno para bolsas y dólar y malo para bonos.

- Déficit Comercial. En noviembre baja de los 42.250 millones de dólares previos a los 39.000 millones, mucho menos de lo esperado que eran 42.000 millones, es el más bajo desde diciembre de 2013.

Las exportaciones bajan 1% y las importaciones bajan 2,2%.

Viendo esto el dato no es tan bueno como parece, exportaciones más débiles, aunque las importaciones a la baja están bastante distorsionadas por el petróleo. Las importaciones desde la OPEP al nivel más bajo desde abril de 2009, ya ven porque Arabia Saudita lucha por ganar cuota de mercado bajando los precios del crudo...

Buen dato especialmente para el dólar, malo para los bonos porque hará que el PIB sea más alto, bueno a secas para las bolsas.

Resumiendo la sesión, otro intento de rebote en el día de hoy, que ha vuelto a fallar. Al final ligeras subidas, aprovechando el dato de inflación de la eurozona más bajo de lo esperado, lo que aumenta las posibilidades de QE y el hecho de que el futuro del mini S&p 500 se aferrara al 2000 tras rebotar en la media de moda que es la simple de 140 días. Pero las cosas siguen sin estar claras, y ha bastado un bandazo a la baja del crudo tras sus reservas semanales para hacernos cerrar muy lejos de máximos. Grecia sigue inquietando a los operadores y mucho, y su sombra ha estado ahí durante toda la sesión.