Aeropuertos Españoles y Navegación Aérea (AENA) se ha marcado como objetivo reducir hasta 500 millones de euros los costes de navegación aérea durante el periodo 2010-2014, en un "esfuerzo abrumador" por situar las tarifas actuales, las "más altas de Europa y las de menor productividad", en la media de los cinco mayores suministradores de control de Europa. Para ello, pretende recortar en un año 200 millones de euros mediante la congelación de las tarifas de ruta y de aproximación, con un ahorro del 3%, y otros 300 millones de euros adicionales de cara a 2014, con el objetivo de rebajar la tarifa de ruta de los 84,14 euros actuales a los 72 euros.