Acciona es uno de los que se han postulado en las últimas semanas para comprar parte de los negocios que aún se pueden salvar de Isolux, según publica El Confiencial.

El diaro digital resalta que ACCIONA está negociando la compra de la división de distribución y transporte de Isolux, que engloba las concesiones de líneas de transmisión de ingeniería tiene en Brasil, Argentina, Estados Unidos y África.

El Confidencial cita fuentes de Isolux así como otras fuentes involucradas en el fallido intento de rescate de la multinacional participada por CaixaBank, Bankia, Santander, Sabadell y Goldman Sachs, entre otros bancos.

Mientras se producen las negociaciones, el nuevo consejo de administración de la compañía tras declararse en concurso, negocia la venta de unos terrenos en San Sebastián de los Reyes y en Estepona para poder pagar las nóminas.

Isolux presentó el concurso de acreedores el 4 de julio después de no lograr la financiación necesaria para su rescate.

En abril, acuciados por la falta de liquidez, el grupo y seis de sus sociedades se acogieron al preconcurso con una deuda financiera no homologada judicialmente de 1.000 millones de euros, una deuda a proveedores de unos 500 millones y más de 3.800 trabajadores, unos 1.300 de ellos en España, según informó EFE.