Los títulos de Abengoa registran subidas en torno al 25%, tras comunicar la venta de una cuarta parte de Atlantica Yield, operación por la que obtendrá una plusvalía de unos 96 millones de euros.

Los títulos B de Abengoa suben un 25%, hasta los 0,015 euros, mientras que los títulos A avanzan un 26,47%, hasta los 0,043 euros, después de permanecer casi la primera hora de sesión sin registrar cambios, al no casar oferta y demanda.

Los incrementos de la compañía sevillana se producen después de anunciar la venta del 25% de su participada Atlantica Yield al grupo canadiense Algonquin  en una operación que reportará a Abengoa unas plusvalías de unos 96 millones de euros cuando se cierre.

La compañía ha comunicado que el acuerdo  cuenta además con opción de compra del 16,5% restante, en el mismo precio y condiciones, sujeta a la aprobación por el Departamento de Energía de Estados Unidos.

El valor de la operación asciende a un total de 607 millones de dólares, lo que equivale a 24,25 dólarespor acción.

Adicionalmente Abengoa participará con el 30% de la posible revalorización de la acción de Atlantica Yield durante un año, hasta un máximo de 0,60 dólares por acción o 15 millones de dólares en total.

La venta se hará efectiva una vez se cumplan ciertas condiciones precedentes, incluidas las necesarias para la efectividad de los consentimientos por parte de los acreedores de Abengoa, lo cual está previsto que tenga lugar en enero de 2018.

La compañía ha explicado que la operación de la venta de Atlantica forma parte de la estrategia de desinversiones de Abengoa y representa un nuevo avance en el proceso de viabilidad en el que la compañía se encuentra inmersa.

La venta de su participación en Atlántica se suma a las anunciadas en los últimos meses: Norte III, Bioenergía Europa, Bioenergía USA, la planta termosolar Ashalim en Israel, la desaladora Qingdao en China o la filial Abentel a Ericsson, entre otras.

Para llevar a cabo la operación, Abengoa ha contado con el asesoramiento financiero de Lazard, CaixaBank, Banco Santander y el legal del despacho Herbert Smith Freehills.

El presidente ejecutivo de Abengoa, Gonzalo Urquijo, ha resaltado que la empresa que dirige “sigue avanzando en la ejecución de su plan de viabilidad”, al tiempo que ha puntualizado que “el valor de la operación no reside únicamente dar un paso más hacia la normalización de la situación tras la reestructuración financiera, sino también en la firma de un acuerdo estratégico de largo alcance con Algonquin”.

A pesar de estos incrementos, desde enero, los títulos de Abengoa pierden alrededor de un 92%.

Los indicadores técnicos de Estrategias de Inversión dan una puntuación a Abengoa de 1 sobre 10, compañía que se encuentra en fase bajista, con una volatilidad decreciente tanto en el medio como en el largo plazo.