Los futuros de los principales índices de la bolsa de Nueva York registran subidas a la espera de conocerse más detalles sobre la reforma fiscal estadounidense, mientras que Nike registra grandes descensos en la preapertura tras presentar resultados y el euro sigue perdiendo fuerza frente al dólar.

Ayer, el Dow Jones cerró la sesión con un descenso del 0,05%, mientras que el Nasdaq avanzó un 0,15% y el S&P 500, un 0,01%, ya que los temores relacionados con Corea del Norte parecían disminuir al tiempo que el discurso de la presidenta de la Reserva Federal, Janet Yellen animó a los inversores.

Y es que ayer la banquera central afirmó en una conferencia en Cleveland que habrá más subidas de tipos de forma gradual “a pesar de que la inflación sigue dando muestras de debilidad”. Además, señaló “sería imprudente dejar los tipos de interés congelados hasta que la inflación alcance el 2%”, al tiempo que reconoció que quizás se infravaloró la fortaleza del mercado laboral.

Carax Alphavalue considera que habrá una tercera subida de tipos en diciembre para terminar un año de transición pero espera que la Fed no modifique apresuradamente su hoja de ruta dado que la “trumpinflation” no llega con la fuerza esperada y la deflación en precios por las mejoras tecnológicas continúa.

Por otro lado, en Estados Unidos hoy se podría anunciar la reforma fiscal, que podría incluir una rebaja del impuesto de sociedades desde 35% hasta 20% (no hasta el 15% que planeaba Trump), mientras que el tipo máximo del IRPF podría reducirse del 40% al 35%.

En el plano empresarial, los inversores estarán muy pendientes de Nike. La firma de ropa deportiva se deja un 3,58% en la preapertura después de que ayer al cierre del mercado estadounidense presentase los resultados correspondientes a su primer trimestre fiscal, periodo en el que obtuvo un beneficio neto de 950 millones de dólares (809,6 millones de euros), un 24% menos que en el mismo periodo anterior.

Las cifras presentadas están por encima de lo esperado por los analistas, salvo en el caso de las ventas, al obtener unos ingresos de 9.070 millones de dólares, frente a las estimaciones de 9.085 millones.

En el apartado macroeconómico, las principales referencias de la sesión al otro lado del atlántico será la publicación de los bienes duraderos de agosto, para los que se espera un repunte del 1%, frente al descenso del 6,8% del mes anterior.

Además se publicarán las cifras de ventas de viviendas pendientes del octavo mes del año. En comparación mensual se espera que el descenso se modere al 0,5%, respecto  a la baja del 0,8% del mes anterior.

Con todo, los futuros del Dow Jones suben un 0,07%, los del S&P 500, un 0,14% y los del Nasdaq, un 0,25%.