La analista habla sobre la posibilidad de que ante un clima adverso en territorio estadounidense se pueda sacar una rentabilidad interesante.
Todo el mundo al otro lado del charco tiene en su memoria el azote invernal que vivió el país y que produjo el estancamiento de la economía en el primer trimestre. Resultó un auténtico quebradero de cabeza para los inversores, que vieron que ante el descenso de las ganancias empresariales sus apuestas podían estar en peligro.

Aunque no todos. Hubo algunos que apostaron por un sector que se vio auténticamente beneficiado por la circunstancia de esa estación del año tan adversa. Ése no fue otro que el del gas natural.

Así, se avecina una situación muy parecida a la del pasado ejercicio ahora. Por tanto, ¿sería atractivo invertir en gas natural a través de un ETF? Erin Gibbs, presidenta de inversiones en S&P Capital IQ Global Markets, desgrana en Talking Numbers la posibilidad de invertir en este sector para sacar réditos.

Señala que los precios del gas natural y UNG “se han movido desde los mínimos de finales de otoño a los picos en algún momento entre enero y abril”. "Definitivamente, me gustaría aferrarme a ellos y al recorrido aparente que podría tener en años", dice Gibbs "Esperamos que el gas natural suba", sentencia.

Por eso la analista recomienda que es una buena opción, invertir en el ETF del gas natural durante el invierno “para ganar dinero y obtener un buen rendimiento”. Sería una forma no sólo de proteger la cartera “sino también de generar rentabilidad sobre la inversión realizada anteriormente”.

ETF gas natural


Asimismo, los factores técnicos también respaldan la tesis de Gibbs. Steven Pytlar, jefe estratega de renta variable de Prime Executions. "En realidad nos gusta el gráfico”, indica respaldando a la analista. "Está desacelerando la tendencia al alza, lo que significa que poco a poco, se está utilizando cada vez más el gas natural, [y hay] más demanda en el futuro ya que la economía mejora", expone.