El Ibex 35 cierra con recortes en la sesión pierde un 2,57% hasta los 8.276 puntos, en una jornada en la que el protagonismo lo está acaparando la investidura de Obama como presidente de los EE.UU. En opinión de José Lizán, analista de Nordkap, “ha sido una sesión marcada una vez más por los resultados financieros en su conjunto”. Asegura que aunque en un comienzo “ha habido un rebote en el sector bancario después del fuerte castigo que sufrieron ayer”, conforme avanzaba la sesión “hemos visto cómo han vuelto los temores sobre todo el sector, tanto al asegurador como al financiero”.
Si nos fijamos en el parqué, Santander cedía un abultado 7,57%. Se conocía hoy que la entidad española tendrá que asumir la depreciación de sus participaciones accionarías en Royal Bank of Scotland y en Fortis. El experto cree que “hay temores a que Santander vaya a ser ajena a esta crisis”. Ya que asegura que “en un primer momento no han quedado impactados por la crisis subprime, pero hay temores a que la crisis actual de la economía española, la crisis de morosidad que está habiendo y la dificultad de las entidades financieras a nivel global de acceder a financiación, al final se traduzca en malos resultados y depreciación de activos”. Por lo que el experto asegura que todo esto está haciendo que “todo el carácter defensivo que había tenido durante todos estos últimos meses, desaparezca tanto de BBVA, como de Santander”. Además, asegura el analista que a pesar de que “creemos que puede haber un rebote agresivo en bancos”, está seguro de que se trata de un sector en el que “hay que estar infraponderado en bolsa”. Por lo que el experto “no recomienda estar en él”. Ya que por ejemplo “no creemos que Santander vaya a repuntar de los 5 euros a los 10 en dos semanas, ni en dos meses”.

Por el contrario, la cara de la sesión de hoy ha sido el sector energético. En concreto, Iberdrola lideró los avances del Ibex al subir un 2,01%. La compañía era también noticia hoy tras conocerse que ha decidido recurrir al mercado de renta fija británico con la emisión de 500 millones de libras esterlinas en bonos a 15 años. José Lizán cree, sin duda, que “se está viendo una búsqueda de sectores defensivos, como también el farmacéutico, el de teleco o el de utilities”. Añade que son “sectores defensivos que en una primera caída de los índices, no han funcionado como defensivos, pero que ahora lo están empezando a hacer bien”. Ibedrola, al pertenecer a este tipo de sectores “está funcionando bien, porque deberían mantener sus flujos de caja en el futuro y presentar unas cuentas de resultados estables, a pesar de que se ven afectadas por la crisis, pero en una menor medida”.

Otra de las noticias protagonistas de la jornada era la investidura de Obama como presidente de EE.UU. El experto cree que “hay muchas expectativas puestas en él y en su programa político”, pero advierte que “la situación de partida es muy complicada”. Por lo que cree que “habrá que ver cómo gestiona sus planes de estímulo para la economía”.

Para finalizar, en este escenario, las recomendaciones de José Lizán pasan por “mantenernos muy infraponderados en bolsa”. Recomienda sectores defensivos y “alguna compañía cíclica pero que ha sufrido grandes caídas y creemos que está cotizando quiebra”. Advierte de que “ya habrá tiempo de tomar posiciones”, ya que, ahora mismo “no es momento de entrar en bolsa, a pesar de que los valores hayan sufrido un fuerte castigo, porque podemos ver nuevos mínimo por el simple hecho de la complejidad de la situación”.