Juan Carlos Castillo Montero, analista de Capital Bolsa, considera que aún es pronto, pero de momento, "no se están alcanzado las previsiones de beneficio por acción que auguraban un incremento del 8% respecto al primer trimestre del año". Un factor que unido a la crisis hipotecaria y a la debilidad del dólar constituyen las tres principales preocupaciones que manejan los inversores. El déficit comerical de mayo subió un 2,3%, un dato "muy malo por las deficitarias relaciones que EEUU mantiene con China y por la partida de energía por la debilidad del dólar". Castillo Montero asegura que el billete verde "sigue perdiendo posiciones respecto a otras divisas y quizá sufra mayor debilidad si se confirma lo que el miércoles anunciaron varias autoridades japonesas", que mostraron cierto interes por diversificar sus activos en divisas. El experto de Capital Bolsa considera que esta decsión perjudicaría al dólar y para ello "no es necesario que vendan sus posiciones, sería suficiente con que dejaran de comprar al mismo ritmo que hasta ahora".