El mercado viene recogiendo el optimismo renovado después de que Estados Unidos haya conseguido superar nuevos máximos. El problema principal sigue siendo la valoración a largo plazo. Sigue sin haber demasiado potencial en las cotizadas del otro lado del Atlántico.
 
Los resultados de Bankinter, estando bien, porque ha crecido el margen de intereses, pero también ha tenido puntos negativos.

El sector bancario creo que con las expectativas de los tipos de interés, y con que el QE se vaya a acabar, es muy bueno para determinados sectores. Entre otros las aseguradoras y también las compañías financieras. Es un sector que ha pasado a no tener ningún interés a tener relativa ponderación en cartera.

En México y en emergentes hay riesgo. Entre los dos grandes bancos preferimos Santander por esto. Preferimos exposición a Brasil antes que a México o Turquía.

Declaraciones a Radio Intereconomía