La Comunidad Europea fijará a partir de este verano un límite máximo para las tarifas de las llamadas de móviles desde fuera del país en donde el usuario tiene el contrato.
El conocido servicio de ‘roaming’ será regulado por la CE con el fin de acabar con las facturas desorbitadas a las que los usuarios tienen que hacer frente a la vuelta de las vacaciones. A partir de este verano las operadoras móviles de los 27 países de la Unión Europea, deberán acogerse a la nueva regulación europea que pondrá techo a las tarifas en las llamadas internacionales desde móviles. Las operadoras, ha dicho Viviane Reding, comisaria europea de telecomunicaciones, seguirán teniendo un amplio espacio de actuación para desarrollar sus negocios. Uno de los objetivos de la regulación será la de crear "una industria más fuerte, la penetración de las telecomunicaciones igualitaria en los diferentes países y un mejor servicio a los ciudadanos", explicaba Reding. Para ello anunció la creación de una autoridad reguladora a nivel europeo que vigile su cumplimiento. Aunque aún no se ha llegado a un acuerdo sobre el precio techo para las tarifas ‘roaming’, este se concretará pronto ya que, según declaraciones de Reding, "las posiciones se están acercando mucho". www.estrategiasdeinversion.com