Deberíamos aprovechar las bajadas de los grandes bancos para empezar a tomar posiciones. Nuestros bancos tienen puesta la etiqueta de comprador, lo que les penaliza.
Hemos tenido una subida muy fuerte de Iberdrola, en un movimiento final del Ibex en el cierre. Sacyr finalmente ha subido porque la OPA está al 100% en títulos, y la única opción de convencer a los accionistas de Eiffage de que acudan es que la acción de Sacyr esté lo más alta posible. En ese sentido, como no desembolsa nada, el mercado lo ha tomado finalmente por el lado más positivo. Es difícil saber si Astroc ya ha tocado suelo. Los hay mucho peores en el mercado, los riesgos que apuntan son menores que los que afectan a otras compañías. Especulación en el valor y sorpresa por cómo se ha producido esa corrección tan importante.