“Hasta ahora han perdonado a España porque Italia ha pasado por delante, y eso ha sido una bendición, y porque el domingo tenemos elecciones”, Ramón Forcada, director de análisis de Bankinter.

“Sin embargo, el no haber abordado los problemas de deuda de Europa con soluciones suaves, se va a tener que aplicar un QE de ciertas dimensiones. Al final, esto llevará a una Europa en la que unos crecerán más rápido y otros más lentos. La única duda es Grecia”.

Forcada cree “que es momento de construir una cartera aprovechando los precios paupérrimos, pues, no sé si se podrá hacer dinero este mes o el siguiente, pero si en Europa se hacen las cosas de distinta forma, se podrá ganar”.


Declaraciones a Radio Intereconomía