Números rojos al comienzo de la primera sesión de la semana en Wall Street. A pesar de ser una jornada huérfana de datos macroeconómicos, Eduardo Vicho, codirector de EJD Valores comenta que a lo largo de la semana tendremos que estar atentos a algunos datos como “la confianza del consumidor, el avance del PIB -que se dará a conocer el miércoles- y el dato de ISM, que se hará público el viernes”. Además, destaca Vicho que también será importante la semana en lo que respecta al plano empresarial. Recuerda que vamos a conocer “una amplia batería de resultados empresariales”. Dentro de estos resultados, estarán “una tercera parte de las empresas del S&P 500”.
Hoy abre a la baja el mercado americano en una sesión marcada por el miedo de los inversores a que la pandemia de gripe porcina pueda frenar la salida de la recesión de la economía. Eduardo Vicho, codirector de EJD Valores asegura que desde esta mañana hemos visto como los índices europeos y los futuros americanos amanecían con caídas tras “conocerse estos primeros casos de gripe porcina”. Las caídas están protagonizadas  por algunos sectores como “el de las aerolíneas o de la alimentación” mientras que "el sector farmacéutico es el que se está anotando las mayores subidas". 

En al ámbito empresarial, General Motors centra las miradas de los inversores después de que presentase en el día de hoy su plan de reestructuración que consta de la eliminación de 21.000 puestos de trabajo en EE.UU. antes de finales de 2010, el cierre de 13 plantas y suprimir su marca Pontiac. De momento, dice el codirector de EJD Valores que “el mercado parece que se lo está tomando bastante bien y a estas horas se está anotando más de un 27%”. Además, dice que hay que seguir muy de cerca la evolución de Chrysler ya que “esta mañana conocíamos que ha conseguido concesiones de los sindicatos”. Y es que resalta el experto,  estamos viendo como las automotrices están “haciendo todo lo posible para no tener que acogerse al capítulo once”.

En el sector financiero, el mercado aún sigue a la espera de los resultados de los Stress Test que se publicarán el próximo 4 de mayo. Respecto a este sector, Eduardo Vicho haría una distinción entre las entidades que son sistémicas y las que no lo son. En el caso de las que no lo son, el experto argumenta que “parece que el proceso de reestructuración del sector está en marcha y vemos como el viernes se produjeron cuatro quiebras más de bancos regionales”. Esto, matiza Vicho, “parece que ya no afecta al mercado, lo cual es positivo para una posible estabilización”. Sin embargo, en el marco de las entidades sistémicas, -que son 19 y están siendo sometidas a los Strees Test- se van a someter a dos escenarios. Por un lado, uno más optimista de lo que es la situación actual, “ya que cuenta con un paro en el 7%, una estabilización del precio de los inmuebles y una contracción del 6,3% en términos interanuales” y otra situación “con más del 10%”. Con esto, desde EJD Valores, se ve “bastante factible” que todas estas entidades pasen esa prueba, aunque advierte que “nos cuesta mucho creer que el Gobierno norteamericano permita que las entidades devuelvan parte de ese dinero prestado por el Tarp”.

En el capítulo de presentación de resultados, destacan las cuentas de Verizon Communications. Eduardo Vicho se muestra sorprendido por los resultados de este sector, y es que como comentaba semanas atrás, “después del estallido de la burbuja, es el sector que menos se había recuperado”. Por lo que, para el experto, a pesar de que “la crisis le ha afectado en mayor o menor medida, tiene aún potencial de subida”.

Por último, las recomendaciones de EJD Valores, en el corto plazo, siguen pasando por extremar la cautela ya que advierte de que “podríamos estar al final de la pauta alcista que nos podría llevar a ver el Dow Jones en niveles cercanos a los 8.400 puntos”. En cuanto a niveles de soporte, en primera instancia el experto lo situaría en el muy corto plazo “en los 7.700 puntos y posteriormente en los 7.400 puntos”. Con todo esto, cree el experto que si estamos ante el fin de este rebote, recomendaría “deshacer todas las posiciones largas que tengamos en cartera y olvidarse de entrar con estos niveles en el mercado”.