El Ibex 35 va cerrando el gap que tenía con el Dax. En una semana el selectivo español ha ganado 160 puntos, mientras que el alemán ha retrocedido una docena. Esta dinámica ha llevado a que el spread entre ambos se haya reducido de 1.400 puntos en octubre, a 400 puntos en la actualidad. Sin embargo, hacer esta comparativa no es acertado...
 
Actulamente, el Ibex 35 cotiza en zonas de máximos de cinco años, mientras que el Dax lo hace en máximos históricos. Ahora bien, si quisiéramos hacer una comparación justa entre la bolsa alemana y la española, realmente tendríamos que tener en cuenta el Ibex Total Return y no al Ibex 35.

José Iván García, director de análisis y estrategias de KAU Finanzas, explica que “tenemos que tener en cuenta que el Ibex 35 descuenta el reparto de dividendos restando del valor de la cotización el importe bruto que reparten las compañías, con lo que una empresa que reparta fuertes beneficios, éstos serán restados de su cotización y el Ibex 35 reflejará un menor valor como resultado de esa resta en la cotización. Pero es innegable que una empresa que puede repartir un fuerte dividendo tiene más valor que una que no reparta (y ese dividendo ha ido a los bolsillos de los inversores), y cuantos más beneficios repartan las empresas, menos valor acumulativo reflejará el Ibex 35, cosa que es contradictorio”.  En cambio, el Dax es el único de la zona euro que incorpora en su cuantificación, tanto dividendos, como ampliaciones, mientras que el resto de índices europeos no, con lo que compararlos es como comparar peras con manzanas.

Así, el estupor que causa oír que el Dax está en máximos históricos, mientras que el Ibex 35 le falta un 37% para llegar a su cima (máximos históricos registrados en noviembre de 2007 en los 15.945,70 puntos, puede llevar a error. Es cierto que al selectivo español que cogemos como referencia siempre, el Ibex 35, le resta aun un largo camino para coronar los máximos históricos, pero si cogemos el Ibex Total Return, observamos que España sí está a la altura de Alemania, pues el Ibex con dividendos y ampliaciones cotiza en zona de máximos históricos.

De hecho, "el máximo anterior del  Ibex Total Return, situado en los 26.919,80 puntos, fue roto el viernes pasado. Superando esta cota y cerrando, con una espectacular vela alcista, marcó nuevos máximos históricos en 27.357,59 puntos. Esta situación invita a pensar que “2015 podría ser alcista, teniendo en cuenta un cierre diario y semanal de espectáculo”, dice el experto de KAU Finanzas.

COTIZACIÓN IBEX 35 vs IBEX TOTAL RETURN:

ibex 35


Una parte importante de los inversores de bolsa española eligen nuestro mercado por los jugosos dividendos que reparte. De hecho, es la bolsa que más rentabilidad por dividendo aporta. Por ello, José Iván García aconseja al inversor “fijarse en este índice Total Return y no en el Ibex 35, ya que no incorporar dividendos ni ampliaciones no ofrece una perspectiva real de lo que ocurre en tu cartera, y puede llevar a engaño”.

Si volvemos al Dax, observamos que el selectivo alemán atraviesa por la misma brillante situación que el Ibex Total Return. Al Dax  le está favoreciendo mucho el buen momento que atraviesa el sector automovilístico y las exportadoras en general por la caída del euro. Si bien es cierto que en la última sesión ha adolecido por la caída de Lufthansa, que tiene una alta ponderación en el Dax. No obstante, se puede considerar que, de momento, el selectivo germano sigue siendo alcista y está en subida libre y no deberíamos preocuparnos mientras se mantenga por encima de 11.860 puntos. Andrés Jiménez, analista y CEO de Enbolsa.net, indica que si pierde este nivel entraría en un proceso correctivo de todo el movimiento alcista que lleva prácticamente desde el 6 de enero. Si rompe esa zona a la baja, necesitará una divergencia para poder continuar al alza”.

COTIZACIÓN DAX 30:

dax