Después de muchas especulaciones sobre el papel del Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB) en un proceso de desinversión en Bankia parece se empiezan a clarificar las aguas… 
 
En las últimos días el FROB ha pasado de la negativa a "no tener prisa " y por último a iniciar el proceso de desinversión al elegir el pasado viernes a Goldman Sachs como agencia que diseñe la estrategia más oportuna para privatizar la entidad bancaria. 

Lo más curioso de la situación será el precio que cobrará el banco de inversión por su papel como asesor ya que sus servicios ascenderán al importe de 1 euro. Este importe puramente simbólico se debe al gran prestigio internacional que le reportará esta operación… aunque cueste de creer que Goldman Sachs trabaje gratuitamente.

Esta decisión se produce después de 10 días en los que el FROB inició un proceso de selección de un asesor externo "que lleve a cabo un análisis de la estrategia de desinversión de la participación que ostenta el FROB en Bankia".

El Estado actualmente tiene bajo su poder el 68,4% de Bankia mediante su matriz, Banco Financiero y de Ahorros (BFA). Cabe recordar que la entrada de capital público es de 22.424 millones de euros, de los cuáles 10.600 millones se hizo a un precio de 1,35 euros la acción, cotización que la agencia de inversión deberá tener en cuenta si el Estado quiere obtener alguna plusvalía en esta macroperación.

Para que el Estado recupere todo el dinero puesto en las 7.877,27 millones de acciones deberían esperar que la cotización ascendiera hasta los 2,84 euros. Teniendo en cuenta que actualmente la cotización se encuentra en los 1,486 euros (datos del cierre de viernes) la cotización debería experimentar una revalorización del 92% para experimentar beneficios.

Dado que al Estado le interesa recuperar todo en dinero, probablemente la estrategia que diseñe la agencia de inversión Goldman Sachs sea la desinversión de pequeños paquetes de papel para no saturar el mercado y no provocar una brusca caída del valor. Por ello, la estrategia más oportuna debería estar más ligada a un proceso de desinversión sostenida de largo recorrido.

Ante este escenario… Dado el gran paquete accionarial que se avecina, ¿Sigue siendo un buen valor para invertir?, ¿Será posible colocar las acciones sin hundir su cotización?

"Estas son las cuestiones y en vuestra mano quedan las resoluciones"