El 73,8% de los españoles estarían dispuestos a cambiar de residencia en un futuro por trabajo, mientras que sólo el 26,2% no lo haría, según datos del estudio Manpower sobre movilidad geográfica por motivos laborales. Entre los principales motivos por lo que cambiarían su residencia destacan un aumento de sueldo (77,8%), mejores oportunidades de trabajo (74,8%) y opciones de mejorar su carrera profesional (72,7%), si bien un 56,8% de los españoles estaría dispuesto a trasladarse por aprender un idioma y un 45,9% por la oportunidad de conocer otra cultura.


El estudio refleja que los españoles siguen siendo reticentes a alejarse de su lugar de origen, ya que sólo el 32,6% se desplazaría a cualquier lugar del mundo, un 29% afirma que lo haría dentro de España y un 19,2% a pocas horas de su residencia actual.

En cuanto al tiempo durante el cual estarían dispuestos a cambiar de residencia, un 45,3% de los participantes aseguró que estarían dispuestos a trasladarse por un periodo de 1 a 3 años, mientras que el 34,3% afirma que no le importaría cambiar de residencia para siempre.

El 40,2% de los encuestados españoles ya se ha trasladado alguna vez por motivos de trabajo; de estos, el 52,7% son mujeres y el 47,3% hombres. Por otra parte, de los cinco rangos de edad establecidos, los menores de 30 años (45,9%) han sido los que más se han desplazado, porcentaje que disminuye a medida que aumenta el rango de edad.

A nivel internacional, el informe reveló que el 78% de los encuestados consideraría mudarse por motivos laborales en el futuro, mientras que sólo el 22% afirmó que no lo haría. Los beneficios económicos fueron el principal factor para estar dispuesto a trasladarse por motivos laborales, puesto que un 81,8% de los encuestados mencionó el salario como principal motivo para considerar un posible desplazamiento.