Cerca de 70.000 consumidores españoles que han realizado alguna compra por Internet en los últimos meses ha tenido problemas de fraude o con los medios de pago, según los datos ofrecidos hoy por Safetpay. Esta cifra supone que el 14% del medio millón de compradores españoles han tenido problemas en sus compras por Internet (el 5% del total de 10 millones), según los últimos datos manejados por el Ministerio de Industria, Turismo y Comercio, aseguró la firma especializada en seguridad en el comercio electrónico.

Actualmente el fraude es cometido por bandas internacionales que operan a nivel transnacional, que clonan tarjetas y actúan en un tercer país. En España se observó en los últimos cinco años un aumento del 35% en esta clase de delitos.

Según Safetpay, este tipo de problemas están frenando el crecimiento de un sector "próspero", ya que el comercio electrónico en España movió el pasado año 5.183 millones de euros, frente a los 138.100 millones de euros de Alemania, 84.900 millones de Reino Unido y 65.900 de Francia.

"Los españoles son más cuidadosos con la seguridad en los pagos 'on line'. Se muestran desconfiados y no les gusta facilitar los datos de su tarjeta a través de Internet, por eso la red necesita otras forma de pago que ofrezcan total seguridad que ya están comenzando a llegar al mercado", explicó el director general de Safetpay en España y Portugal, Julio García.

PROBLEMAS TAMBIÉN PARA LAS TIENDAS

Asimismo, el 90% de las tiendas virtuales que operan en España ha tenido algún problema de seguridad con sus pagos, y la mayoría relacionados con temas de fraude.

Otro de los problemas denunciados por estas tiendas es que los clientes tienen miedo de facilitar sus números de tarjeta de crédito o datos bancarios por Internet y esto reduce el potencial de venta. Además, el valor medio de la compra es alto, una media de cien euros, y ni tiendas virtuales, ni clientes quieren correr riesgo, apuntó Safetpay.