No ha podido más. Caterpillar cae con fuerza en bolsa después de reconocer que la situación de algunos de los mercados en los que trabaja se ha vuelto tan complicada que tendrá que recortar su plantilla en 10.000 personas en los próximos cuatro años.

Sólo el titular de su comunicado es significativo: “en busca de un futuro mejor, Caterpillar anuncia una reestructuración y el recorte de personal”. De acuerdo con lo que ellos mismos prevén, una vez que el plan cuatrienal se lograrán reducir costes por un importe de 1.500 millones de euros cada ejercicio”.

La situación es muy parecida a los planes que anunció la minera Glencore hace solo unas semanas. La caída de la demanda de materias primas por el enfriamiento de la economía china ha comenzado a mostrar los efectos como si de un dominó se tratara.

Y es que la primera derivada de la caída del consumo de materias primas en China lo sufrieron los países emergentes y a partir de ahí, si se sigue derivando, le toca el turno a las mineras; y luego a los que proveen a las mineras, como sería el caso de Caterpillar y sus competidoras a nivel mundial. De hecho, ninguna de las grandes ha pasado por su mejor momento este ejercicio.

Comparables Caterpillar


“Nos estamos enfrentando a toda una convergencia de condiciones negativas en varias de nuestras regiones e industrias –sobre todo mineras y energía”, ha dicho el CEO de la empresa, Dough Oberhelman.

Lo decía Bloomberg en una noticia que recoge Cárpatos en su sección: “vean en este gráfico la absoluta correlación de este valor con el ciclo económico de los países emergentes. Valor a quitárselo de encima en cuanto los emergentes, como ahora, no estén en la mejor parte del ciclo”.

Caterpillar-emergentes


Caterpillar ha recordado que 2016 sería la primera vez en la historia de la compañía en el que se produciría una reducción de ingresos y ganancias consecutivas.  En la sesión de hoy cotiza con descensos de más de un 6%, lo que implica situarse en mínimos de 5 años en bolsa.

Según Cárpatos, “en los 60$ tiene un soporte y parece que va a por él. En términos ecoómicos, su situación no habla bien ni de los mercados emergentes ni de la economía en general”.

La empresa está en mínimos de las últimas 52 semanas y, según los expertos de Bespoke el valor se dirige hacia los niveles de 2010. Y no es una historia de unos meses, en la entidad apuntan que mientras que el S&P 500 se deja un 7% desde sus máximos históricos, la compañía cae un 40% desde sus máximos en 2012.

Explican que mientras que Caterpillar se ha perdido la mayor parte del mercado alcista, no debería ser una sorpresa. “En 2011 la empresa compró una minera, Bucyrus por 7.600 millones de euros casi en el pico de las commodities”.

Caterpillar bespoke


En estos momentos, el consenso apuesta por mantener las acciones de Caterpillar con un precio objetivo de más de 80 dólares por título, aunque habrá que ver si en los próximos días habrá rebajas por parte de las firmas de análisis.

Quizá le interese leer: “El sector de la minería da miedo”