Wall Street se puso en negativo momentos después de iniciar la sesión arrastrado por las malas referencias macroeconómicas conocidas al otro lado del Atlántico. Tal y como señala Juan Carlos Castillo Montero, director de análisis de Capital Bolsa, los datos de confianza del consumidor del mes de marzo “han estado muy por debajo de lo esperado – ha caído hasta 64,5 puntos frente a lo 73,5 previstos—y con el índice de expectativas muy por debajo también”, subraya. El experto considera que se trata de un indicador adelantado que “ve la evolución de la economía entorno a los próximos 6 ó 9 meses, y es lo que está provocando estos ligeros descensos y este pesimismo en los mercados”, indica. En lo que respecta al buen tono que registra el sector tecnológico, Castillo considera que lo está propiciando “la subida de recomendaciones en el sector pero, sobre todo, el trasvase de dinero que se está produciendo desde el sector financiero e inmobiliario al tecnológico”. Un sector –añade- “que no depende de los factores crisis en el actual escenario –se refiere a crisis crediticias o el problema con las hipotecas de alto riesgo-“, recalca. El director de análisis de Capital Bolsa apuesta, entre las grandes compañías, por Procter & Gamble.
Petróleo El precio del crudo ha cedido posiciones por cuarta jornada consecutiva. A juicio del experto “un proceso normal después de romperse un nivel claro como es el de los 100 dólares”. En su opinión, “al llegar a ese nivel, lo que ha hecho el activo es subir un 10 o un 15% para luego, comenzar a efectuar una corrección típica de beneficios”. No obstante, recuerda que “si bien es cierto que quizás haya una corrección en el corto- medio plazo, la tendencia alcista continúa en el largo”. Apuestas El director de análisis de Capital Bolsa considera que en un escenario como el que nos encontramos “existe valor en diferentes compañías de pequeña y mediana capitalización que no son muy conocidas en Europa”. Pero, si de lo que se habla es de las grandes, su apuesta es clara: Procter & Gamble. En opinión de Juan Carlos Castillo Montero “una compañía cuyos ingresos vienen, en su mayoría, de fuera de EE.UU y con unos márgenes operativos que están siendo muy buenos”, concluye.