El Ibex 35 recorta posiciones en lo que iba a ser la apertura número trece en positivo, una tendencia realmente complicada de mantener, como asegura Alberto Roldán, director de inversiones de Inverseguros ya que “el fuerte impulso alcista ha ido perdiendo fuelle”. Roldán afirma que “era bastante lógico y previsible que a lo largo de la semana tuviéramos una recogida de beneficios”.
Entre las noticias del día destaca Iberdrola que podría haber reducido su inversión eólica en Reino Unido, según algunos medios. Las mayores penalizaciones son para el sector energético. Enagás, Endesa, Red Eléctrica o Iberdrola lideran los descensos. Alberto Roldán, director de inversiones de Inverseguros cree que lo que está castigando hoy al sector es “el incierto entorno regulatorio y algunas dudas sobre la sostenibilidad de los resultados al menos en el primer semestre, sobre todo por ese efecto de congelación de tarifas”. En cualquier caso, este experto cree que las valoraciones están siendo demasiado penalizadas lo que explica que, en el caso de Iberdrola, “haya subido un 30% desde mínimo y que hoy recoja beneficios”. “Esta tendencia ha venido más por el efecto de precios y valoraciones bajas y por la recogida de beneficios”, apunta.

Centrándonos en el sector textil, H&M sufre un recorte del 12% de su beneficio mientras que su mayor competidora, Inditex, recibe una mejora de su recomendación -hasta neutral- por parta de HSBC. El director de inversiones de Inverseguros considera que “los resultados no son demasiado alentadores”. “Las cuentas de H&M han sido muy flojitas porque, descontado el efecto de la divisa y de la superficie comparable, le han bajado un 5% la ventas y lo que es peor, el beneficio neto ha estado muy por debajo de lo esperado”, apunta. Por lo tanto, “la sensación que deja es que el sector va a seguir muy débil, como reconoce este experto. Sin embrago, aunque también sería complicado medir la fuerza relativa de cada compañía “debido a la visibilidad tan reducida del sector”, Roldán cree que quizá sería Inditex la que destaque por algún aspecto más favorable.

ArcelorMittal amplía su oferta de obligaciones convertibles, “por las que se pagaría un cupón muy bueno”. Así lo considera Roldán quien explica que se trata de una emisión con la que la compañía “ha reducido algo el riesgo frente a una ampliación de capital”. En este sentido, este analista recuerda la fuerte demanda que se ha producido respecto a estas emisiones y que ha obligado a incrementarlas en tres ocasiones. Todo ello pone de manifiesto que ArcelorMittal “está infravalorada, que es increíble que el activo esté utilizando un nivel tan bajo respecto a sus fondos propios y que el mercado tiene apetito por este tipo de compañías”. “Estamos ante muy buen valor, aunque es cíclico pero que se encuentra a unos precios increíbles”, señala.

ArcelorMittal sería la mejor recomendación de Roldán “ya que las oportunidades de mercado hay que aprovecharlas cuando los precios son realmente buenos”. En este caso, esta compañía “deja una sensación de que, a un plazo de dos o tres años, podemos hablar de triplicar o cuadriplicar la inversión, por lo tanto es una opción bastante buena”.