Celine Giffard, analista de Selftrade achaca la caída del Ibex35 –pierde un 6,35% a media sesión- “ a las ventas masivas que alimentan los sistemas de liquidación automática de posiciones y las ventas forzadas para deshacer financiación en yenes, que se ha encarecido un 30% en los últimos tres y meses y un 15% en la última semana(…)”. Esta experta considera que “no hay otra razón” que justifique estas constantes caídas porque no hay noticias de peso que justifiquen este desplome.
En cualquier caso, Celine Giffard recuerda que el sector financiero vuelve a ser uno de los más castigados, “después de que la entidad belga KBC y Deutsche Post Bank anunciaran una ampliación de capital y después de que  la aseguradora Aegon podría acudir al fondo de 20.000 millones de euros creado por el estado holandés para ayudar al sector”, según publica la prensa. “Noticias que generan desconfianza en los mercados”, apunta.
 
Para la experta de Selftrade “a los actuales niveles, valores como BBVA y Santander están cotizando con mucho descuento. La banca española –continúa- se diferencia de algunos otros bancos europeos que han sufrido muchas dificultades en los últimos tiempos”. En este sentido, Giffard se muestra positiva con la banca doméstica y para “un inversor atrevido son valores que están muy baratos y seguimos siendo positivos con ellos, aunque(…) falta tiempo para que el mercado digiera los acontecimientos de los últimos meses”.
 
Además, Celine Giffard se fijaría en valores defensivos y  “Abertis, Enagás, Indra, Repsol y Criteria” por sus cuentas sólidas. Para Giffard la depreciación del euro frente al dólar “se esperaba” y refleja las “expectativas de una recuperación más rápida en EEUU que en Europa, por lo que el dólar está de nuevo actuando como valor refugio”.