Las buenas noticias sobre Sacyr han llegado este mismo mes, cuando ha conseguido refinanciar la deuda sobre su participación en Repsol. 

En total 2.776 millones de euros que están asociados a la compra del 9% que tiene Sacyr como segundo accionista de Repsol. Una deuda que representa un tercio de la total. Un acuerdo con el que se garantiza tener tres años más para devolver la cantidad. A cambio, la constructora deberá pagar cerca de 23 millones de euros más al año sólo de intereses.

La constructora tiene contabilizada su inversión en la petrolera a un precio de 19.9 euros por acción, frente a los 16.5 euros en los que cotiza la petrolera actualmente. Eso supone valorar en unos 2.025 millones de euros esta participación que considera estratégica y de la que no sería rentable deshacerse, sólo por los dividendos que recibe. En 2013, la constructora se embolsó 240 millones en concepto de remuneraciones de Repsol.

Ahora la compañía estaría pensando en sacar a bolsa un mayor porcentaje de Testa – tan sólo hay en mercado un 0.67% del capital – lo que tendría un valor de 300 millones de euros y que le permitiría a la inmobiliaria reducir su capital en 669 millones de euros, devolviendo reservas a Sacyr por 527 millones. Lo que le permitirá fortalecer su capitalización y disponer de fondos adicionales para eliminar deuda corporativa existente de 189 millones.

A pesar de tener una deuda sobre recursos propios de 6.8 veces, los expertos reconocen que los esfuerzos que está haciendo se verán reflejados en su cotización pues el balance hoy está más saneado que hace tres años. Además, el 90% de la deuda de las actividades se centra en financiación de proyectos a muy largo plazo, préstamos hipotecarios y contratos de leasing. Una financiación que se repaga con los flujos generados con los activos financieros. La recomendación sobre el valor es la de comprar con un precio objetivo medio de 4.7 euros por acción.

ANÁLISIS TÉCNICO

Sacyr, en pleno proceso de cambio de tendencia.

La constructora española supera los 3,64€ por acción y deja atrás la base de la tendencia bajista de corto plazo que empujaba a la baja la cotización de la compañía. La consecución de mínimos y máximos ascendentes y la superación de niveles clave, así como  un aumento en el volumen de contratación, invitan a ser optimistas con el título, pudiendo alzarse hasta su próximo nivel de resistencia situado en los 4,53€ y los 4,596€ por acción.

Análisis técnico Sacyr


Según nuestros indicadores de la Zona Premium...

filtros Sacyr




Si quieres ver todos los análisis y recomendaciones de Sacyr, consulta su ficha