Ahora que Amper ha suscrito la documentación definitiva para la venta a Amalgamated Telecom Holdings, echamos un vistazo a la evolución del valor en bolsa y observamos que, desde que anunciara que iba a vender esta filial en julio, se ha revalorizado un 70%.

Amper ha comunicado hoy la suscripción de toda la documentación para la venta de su filial en el Pacífico Sur, ATH. Esta venta está pendiente de ser autorizada por la Junta General de Accionistas, convocada a tal afecto para su celebración en primera y segunda convocatoria, respectivamente, los próximos días 2 y 3 de octubre. Además, también tiene que recibir el visto bueno de las autoridades pertinentes.
 
ATH es la principal compañía de Telecomunicaciones de Fiji y está participada por el National Provident Fund de Fiji. La filial de Amper está valorada en 6 veces EBITDA y la ejecución de la venta está sujeta al proceso de "due diligence".
 
Recordemos que en el primer semestre la compañía presidida por Jaime Espinosa de los Monteros consiguió un resultado positivo de 3,759 millones de euros, tras años de fuertes pérdidas, siendo su negocio en Pacífico Sur el que más beneficio le proporcionó, más que duplicando la cifra del mismo periodo de 2015. También fue la que más ventas le garantizó a la compañía española, con una cifra de negocios de 27,894 millones, sobre los 53,637 millones totales del grupo.

 
Entre tanto Amper en bolsa sigue intentando alargar la recuperación que inició en julio con origen en los mínimos anuales en los 0,077 euros. Desde dicho nivel se ha revalorizado un 70% y se acerca a su siguiente resistencia de relevancia, los 0,15 euros. Este precio ha funcionado de techo para el valor en repetidas ocasiones desde mediados de 2015.


 
Los indicadores técnicos Premium la sitúan como una de las acciones más alcistas de nuestro mercado, inevitable tras haber subido un 70% en tres meses. El precio se ha colocado ya por encima de las medias de 40 y 200 sesiones y el RSI aún no marca sobrecompra, aunque el volumen decrece en el largo plazo, lo que pone la nota discordante en el valor.