La sociedad aspira a vencer, en un plazo de tiempo sin precedentes, una inercia de más de doscientos años dependiendo del consumo de combustibles fósiles para la producción de energía.

La transición energética está haciendo evolucionar nuestro modelo energético con el fin claro de luchar contra el cambio climático y proteger nuestro planeta. Esta evolución de los patrones de generación y consumo de energía para alcanzar la descarbonización en 2050 conlleva necesariamente otras transformaciones, y es necesario ir sumando acciones para no dejar a nadie atrás.

Con objeto de maximizar los beneficios de la transición hacia una economía baja en carbono y minimizar los impactos negativos sobre la actividad, los trabajadores y sus comunidades, la Organización Internacional del Trabajo propuso un marco de trabajo que, bajo el concepto de Transición Justa, fue acordado entre gobiernos, empresarios y sindicatos del mundo.

Los nuevos desarrollos tecnológicos y las actuales necesidades sociales vinculadas a la energía están ya ofreciendo nuevas oportunidades de empleo tanto para los jóvenes y los trabajadores en activo, que deben reciclarse, como para los desempleados que buscan su reinserción en el mercado laboral.

Así, en el marco de la Estrategia de Transición Justa impulsada por el MITECO -que busca generar políticas activas de empleo y formación profesional para el trabajo coordinado entre administraciones y agentes sociales-, y en el marco de la Alianza por la Formación Profesional del Ministerio de Educación y Formación Profesional, la Fundación Naturgy ha impulsado una línea de acciones formativas en el ámbito de la energía que tiene como objetivo actualizar contenidos curriculares para adecuarlos a las necesidades reales de las empresas y de la sociedad. Buscamos con ello formar, capacitar y reconocer a profesionales para mejorar sus competencias y favorecer la empleabilidad, dando respuesta a las necesidades de un sector de futuro, como es el de la energía.

Programa Practico de Estrategias de Inversión y Trading

Este programa tiene una actuación específica en las zonas afectadas por el cierre de centrales térmicas y el proceso de descarbonización de la economía en España gracias, entre otros, a los acuerdos que se están estableciendo con las respectivas consejerías de Educación de las comunidades autónomas de Asturias, Castilla y León y Galicia.

El último avance de este programa ha sido el reciente acuerdo de colaboración con el Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE). Este organismo ha tomado la formación que hemos desarrollado en los últimos años como referencia para la actualización permanente de su Catálogo de Especialidades Formativas en el ámbito de la energía, la sostenibilidad y el medio ambiente, con el fin de dar respuesta a la demanda de sectores y ocupaciones emergentes.

Iniciado en 2018, nuestro Programa de Formación Profesional para la Empleabilidad cuenta ya con más de 14.000 beneficiarios, desde docentes y estudiantes de ciclos formativos, a desempleados y empleados del sector energético.

Todos ellos han tenido acceso a formaciones certificadas por las administraciones competentes en materia de educación, sobre materias vinculadas a la eficiencia energética, las energías renovables y las nuevas tecnologías energéticas. Nuestros cursos abarcan desde la edificación y rehabilitación sostenible, el gas renovable y el gas natural vehicular, hasta la asesoría energética en entornos vulnerables y la digitalización de redes eléctricas.

Nuestro programa está respaldado por las consejerías competentes de ocho Comunidades Autónomas, con las que trabajamos en la actualización de los contenidos curriculares para adecuarlos a las necesidades reales de las empresas y de la sociedad.

En este trabajo codo con codo con las administraciones, es imprescindible también ir de la mano de otros expertos. Por ello trabajamos, entre otros, con el Colegio de Arquitectos de Cataluña; con MINSAIT, que son líderes en procesos de digitalización; con BIOVIC, punteros en construcción y mantenimiento de plantas de biogás; con SEAT y Scania, o con la Universitat Oberta de Catalunya. Junto a esta última, estamos desarrollando formaciones en formato e-learning, a las que también se unirá muy pronto la nueva colección de libros teórico-prácticos Vocational Education and Training in Energy.

Las necesidades generadas por la transición energética son tan claras y las oportunidades tantas, que vamos a seguir avanzando en nuevos proyectos para mejorar las competencias de los profesionales actuales y de los futuros, con la mirada puesta en favorecer su empleabilidad y en dar respuesta a las necesidades de un sector de futuro como es el de la energía.