“Es una técnica asociada a los hedge funds que consiste en buscar dos activos descorrelacionados. Lo que se consigue es que en mercado alcista, el de mayor fortaleza sube más respecto al otro, y viceversa”.

¿Cuáles son las ventajas de esta estrategia?
“La primera ventaja es paliar la volatilidad, aunque es cierto que el riesgo de mercado no se elimina del todo. Es una especie de cobertura indirecta.

Otra ventaja es que dependiendo de la selección de activo se puede eliminar el riesgo de crédito o el riesgo país… Además, estas técnicas permiten una gran creatividad”.


¿Y cuáles son las desventajas?
“Estamos hablando de renta variable al fin y al cabo y el riesgo no se elimina del todo.

El tema de los costes de financiación porque son técnicas de swing trading que se mantienen varios días.

Y la mayor desventaja está en la construcción del par. En otro tipo de técnicas no prima tanto la selección del valor si no la entrada y aquí sería al contrario.”

¿Qué estrategia long/short propone actualmente?
“El sectorial del petróleo y gas está muy desmejorado, por ejemplo. Proponemos una estrategia que enfrente al sector contra un valor concreto.

Otro ejemplo puede ser dentro del sector automovilístico entre dos empresas. Comprar Renault, que presenta mayor fortaleza, y vender Peugeot.

Dentro del mercado nacional, desde hace un par de días tenemos un par como es Jazztel contra Telefónica. Desde el 14 de mayo estamos pendientes de este par. En la última corrección se está formando una figura que es la que nos gusta. Hemos entrado comprando el ratio en 0,94. La idea es que Jazztel tiene que comportarse mejor que Telefónica”.