Victoria Torre, responsable de desarrollo de contenidos, productos y servicios de Selfbank, analiza el panorama de mercado actual y las oportunidades de inversión que ofrece. 

Se habla de que ahora el impulso de los mercados debería venir de los bancos centrales. BCE y Fed ya se han reunido, aunque este último nos ha dejado como estábamos. ¿Qué tendrían que decir o cómo tendrían que cambiar su política para cambiar el rumbo de los mercados?
Los Bancos Centrales lo tienen bastante complicado en el momento actual. Las últimas actas de la Fed dejaron preocupados al mercado pues la demanda interna y exterior no están aportando lo que tenía que aportar. Es verdad que se cuenta con el apoyo del mercado laboral, pero el mensaje no fue positivo. Esto hace pensar que se podrían frenar las subidas de tipos, aunque la Fed aseguró que las acompasaría al crecimiento económico, para no sería bueno para los mercados una marcha atrás porque no lo interpretarían bien.
 
En cuanto al BCE, la última reunión del 2015 decepcionó, la primera de este año no hizo nada aunque en la de marzo ha dicho que va a hacer algo y es lo que están esperando los mercados.

Así que, no pueden ser agresivos, pero tampoco pasivos, porque el mercado interpretaría que está pasando algo peor de lo que pensaban. Van a tener que cuidar mucho el mensaje y manifestar el apoyo y la transparencia.  

Uno de los factores a los que miramos día sí y día también es el petróleo.  Hemos visto sufrir a los fondos especialmente ligados a materias primas. ¿Cree que podemos encontrar algún tipo de oportunidad o refugio en caso de estar invertidos en fondos de este tipo? ¿Cuál sería la alternativa?
Nosotros hemos leídos informes que no van en la misma dirección; Hay casas que piensan que el petróleo podría ir a 10 dólares, otros que se va a ir a 20-25, otros que se va a estabilizar, otros que podría subir a 50-60 dólares… así que, para elegir una estrategia, primero habrá que ver a quién creemos. Nosotros apostamos por una estabilización de los precios. Puede que hayamos visto lo peor y haya un rebote. En ese caso, podríamos posicionarnos en un fondo de materias primas. Además, hay empresas que han quedado y baratas y posibles operaciones corporativas. En este sentido, podríamos apostar por el BlackRock World Energy.

En cambio, si somos de los que pensamos que aún vamos a ver presión bajista en el petróleo, podemos invertir en instrumentos que se descorrelacionan con el precio del petróleo, que pueden invertir a la baja, como CFDs, ETFs inversor, warrants.

Otra opción es estar invertido en el sector de la energía pero alternativa, como el BlacRock New Energy.

Si pienso que le petróleo va a seguir barato, podríamos invertir en compañías que se benefician de ello, como aerolíneas.
 

Estamos en pleno proceso de resultados en EEUU y aquí en España ya empieza el grueso de cifras…¿Esperan alguna sorpresa?
En EEUU vemos que las cifras de ventas han estado por debajo de lo que se preveían, un 48% han conseguido batir las previsiones, pero el resto no. En cambio, por el lado de los beneficios lo han hecho mejor y más de un 75% han conseguido batir las previsiones.  Si nos vamos al crecimiento real, vemos que las ventas han caído un 3% y los beneficios un 4%, pero mucho de esto ha venido por las materias primas. Por ejemplo, Alcoa ha visto reducido su beneficio un 18%, o Chevron, que ha registrado pérdidas trimestrales de 600 millones de dólares… quitando esto, han sorprendido positivamente las compañías ligadas al consumo cíclico, como Amazon, que ha duplicado su beneficio. Por el lado negativo, Apple ha cumplido en el trimestre, pero se espera que los siguientes sean menores.

En España los bancos han crecido en beneficios, como se esperaba. Podríamos esperar sorpresas positivas por el lado de Gamesa y de Inditex. En el caso de la textil, vamos a ver cómo le ha afectado el negocio en Asia, pues otras empresas con parte de sus cuentas allí no se han visto tan afectadas.


Con las caídas de las bolsas, la rentabilidad por dividendo  sube. Si nos fijamos en fondos ¿Qué le parece como alternativa los fondos que ofrecen un reparto de rentas anual? ¿Me podría decir algún ejemplo de alguno que le guste?
Es una opción totalmente válida. Para recibir rentas periódicas antes teníamos los depósitos y las cuentas remuneradas, pero ahora no dan nada. Otra opción son las acciones, los bonos con cupón o los fondos de inversión. Hay fondos de inversión que están especialmente diseñados para repartir estas ventas y, aunque no están garantizados, están cumpliendo con los objetivos de reparto. En cuanto a reparto mensual en renta fija tenemos el Fidelity EuroBond; en reparto trimestral mixto tenemos el JPM Global Income;  en renta variable tenemos europeo y global, el global es el Schroders Global Dividend Maximiser.

En alguna entrevista con gestoras que hemos tenido en el plató nos ha advertido de que la deflación es un hecho y ha venido para quedarse. ¿En Selfbank lo ven así?
Está clarísimo que todas las medidas que han puesto en marcha los Bancos Centrales aún no han servido para impulsar los precios, por lo que estamos en un entorno de precios bajos al que debemos acostumbrarnos.  Cuando somos inversores de renta fija nos tenemos que preguntar si preferimos una rentabilidad del 3% con una inflación del 3%, ó una rentabilidad del 1% con una inflación del 0%. Pensamos en lo que recibirnos, pero no que la deflación es un enemigo de las inversiones y nos resta poder adquisitivo. Que la inflación esté en niveles bajos es positivo, aunque a veces nos decepcionen las rentabilidades. En este caso hay que buscar alternativas de renta fija bien gestionadas y diversificadas para aprovechar el entorno de tipos bajos.

¿Dónde está ahora mismo el foco de inversión de los inversores?
Los inversores no quieren perder dinero en un contexto tan complicado, por ejemplo, fondos que no estén muy correlacionados con el mercado o que no vayan a perder mucho. Esto se puede lograr con fondos de rentabilidad absoluta o mixtos conservadores.