La acción de Oryzon cerró el año significativamente por debajo de lo que lo empezó. ¿A qué creen que se debe? ¿Qué les hace falta a los inversores para confiar en su modelo de negocio?

Las cotizaciones bursátiles han estado afectadas por la evolución general de la economía, el temor a la inflación y a las consecuencias de la retirada de estímulos junto a las noticias en el ámbito sanitario. La variante Omicrón, que se detectó en noviembre, y el ritmo creciente de contagios han afectado a los valores en el mercado y Oryzon no ha sido una excepción.

Pero los fundamentales de Oryzon no han variado y las noticias a nivel científico han sido positivas. Parece, sin embargo, que el mercado ha reconocido a principios de 2022 el potencial de Oryzon y la acción ha empezado a recuperar su valoración; a principios de la segunda quincena de enero el valor superaba los 3,20 euros y la tendencia debería ser positiva y creciente hasta reconocer unos niveles acordes a la situación de los ensayos clínicos que se encuentran en marcha.

¿Cuáles son los nuevos objetivos dentro del Plan Estratégico de Oryzon para este 2022?

Nuestro plan estratégico para 2022 se apoya principalmente en avanzar nuestros fármacos iadademstat para oncología y vafidemstat para enfermedades del sistema nervioso en ensayos que puedan conducir a aprobaciones aceleradas por las Agencias internacionales del medicamento.

El ejercicio 2021 ha sido muy positivo para la compañía, con una sucesión de buenas noticias por los avances clínicos. Para este año prevemos nuevos progresos relevantes. En este sentido, con iadademstat esperamos reportar los datos finales del ensayo de Fase II en marcha en leucemia mieloide aguda (LMA) en diciembre. Además, con esta misma molécula planeamos iniciar este año dos nuevos ensayos clínicos en combinación, en LMA el ensayo FRIDA, y en tumores sólidos, el ensayo STELLAR, que creemos podrían apoyar solicitudes de aprobación de comercialización acelerada en caso de obtener resultados favorables.

Programa Practico de Estrategias de Inversión y Trading

Con vafidemstat tenemos en marcha dos ensayos de Fase IIb en Trastorno Limite de la Personalidad (TLP) y en esquizofrenia. Además, estamos desplegando un enfoque radicalmente innovador de medicina de precisión consecuencia del trabajo independiente de la comunidad científica mostrando que los inhibidores de LSD1 como vafidemstat compensan los efectos de una serie de fallos genéticos que se producen en ciertos síndromes del neurodesarrollo, como el Síndrome de Kabuki (SK) y otros. En colaboración con los líderes mundiales de este síndrome, hemos preparado un ensayo clínico de Fase I/II en pacientes con SK, con potencial de aprobación acelerada en EE.UU., y tenemos en marcha diferentes colaboraciones adicionales en el campo de la medicina de precisión en España y EE.UU.

¿Cómo se plantean la línea de crecimiento inorgánico?

Si vemos oportunidades de adquisiciones o fusiones que creen un salto cualitativo de la proposición de valor o claras sinergias actuaremos en consecuencia, pero no queremos perder nuestro foco de líderes de fármacos epigenéticos.

¿Cómo está evolucionando la presencia de Oryzon en el mercado estadounidense?

Oryzon mantiene una presencia cada vez más destacada en EE.UU. Acabamos de incorporar a la Dra. Ana Limón como Vicepresidenta Senior de Desarrollo Clínico y Asuntos Médicos. Su amplia experiencia científica y de investigación clínica en hematología y oncología será clave para el desarrollo de los programas clínicos de Oryzon. Además, el pasado mes de noviembre incorporamos un nuevo Director Global de Negocio, el Dr. Saikat Nandi, al que le avala una importante experiencia en los mercados de capitales estadounidenses y que nos va a permitir intensificar nuestros contactos con Wall Street y con compañías farmacéuticas para explorar alianzas. Ambos nombramientos refuerzan la presencia permanente de Oryzon en los Estados Unidos en un momento en que la compañía está construyendo colaboraciones estratégicas con hospitales e instituciones de investigación estadounidenses para desarrollar su pipeline y sus programas clínicos. Esperamos extender nuestra presencia con futuras incorporaciones.

ALICE, FRIDA o PORTICO son algunos de los ensayos que desarrolla Oryzon. ¿Seguirán manteniendo el alto ritmo inversor en I+D de cara a nuevos proyectos? ¿Qué avances esperan obtener a lo largo del año?

Nuestro modelo de negocio se apoya en los avances clínicos, por lo tanto, es necesario seguir manteniendo el alto ritmo de inversión. En 2022 hemos recibido la autorización de la Agencia Serbia del Medicamento para realizar el brazo serbio de nuestro estudio clínico de Fase IIb PORTICO con vafidemstat en pacientes con TLP. Culminamos así el despliegue de PORTICO, en Europa y en EEUU donde tendremos pronto 16 Hospitales reclutando. Esperamos poder realizar a finales de 2022 el análisis interino con los resultados de los 90 primeros pacientes completados. También en 2022 iniciaremos el primer ensayo clínico de medicina de precisión en SNC con vafidemstat, en SK (ensayo HOPE).

Iadademstat finalizará el ensayo clínico de Fase II (ALICE) en LMA en combinación con azacitidina y planeamos presentar los datos finales de ALICE en el congreso ASH2022 en diciembre. Desplegaremos FRIDA, un ensayo de Fase Ib/II en combinación con gilteritinib en pacientes con LMA con mutación FLT3 que son refractarios o que han recaído, una necesidad clínica no cubierta y un importante nicho de mercado. Xospata®, el fármaco que acompañará nuestro tratamiento en la combinación, tiene previsiones de picos de ventas por parte de los analistas de +$600m, lo que da una idea del potencial de este segmento de mercado y de nuestra molécula. En cáncer de pulmón de célula pequeña, el ensayo STELLAR, un ensayo de Fase Ib/II que combina iadademstat con un inhibidor de punto de control inmunitario en pacientes metastáticos en primera línea, y el ensayo basket en tumores neuroendocrinos completarán la actividad en tumores sólidos.