A pesar de marcar mínimos cada vez más altos, el Ibex 35 se ha mostrado incapaz de romper la resistencia de los 9.200 puntos. Sin embargo, existen compañías que, por aspecto técnico o fundamental, podrían escapar de esta tendencia.


Las turbulencias surgidas en los mercados financieros el pasado verano como consecuencia de la incertidumbre sobre el escenario de hard-landing de China y la ralentización de unos países emergentes especialmente golpeados por la bajada del precio de las materias primas han golpeado a la bolsa española. No en vano, estos acontecimientos han llevado a que el Ibex 35 haya caído, desde los máximos relativos del 13 de abril de 2015, cuando cerró en 11.866 puntos, hasta los 8.700 puntos sobre los que se mueve en estos momentos.

En estos momentos el Ibex 35 se encuentra en un proceso lateral, iniciado tras registrar mínimos anuales el 11 de febrero, fecha en la que el selectivo español tocó fondo al situarse en los 7.746 puntos. Desde entonces, el Ibex 35 ha venido marcando mínimos cada vez más altos, aunque sin el impulso suficiente como para perforar la resistencia situada en torno a los 9.200 puntos.

En este entorno, conviene centrar la mirada en aquellas compañías que podrían ofrecer un mayor potencial de revalorización. Según los analistas, las compañías del Ibex 35 contarían con un potencial alcista del 14,6%. Entre los valores que más podrían revalorizarse destacan la presencia de constructoras y bancos (dos sectores especialmente golpeados durante la crisis económica), así como de empresas comoIAG, Merlin o Telefónica.



La matriz de Iberia, es la compañía con un mayor potencial de revalorización (43,9%). IAG se encuentra en pleno proceso de reestructuración tras la absorción de Aer Lingus y, pese a rebajar sus perspectivas de crecimiento a medio/largo plazo, se presenta como una buena opción para invertir.

La compañía ha registrado un aumento en ingresos del 7,9% en el primer trimestre del año y ha logrado unos beneficios de 104 millones de euros, frente a las pérdidas de 26 millones registradas el mismo período año anterior.

OHL y Sacyr, dos constructoras que se han dejado un 75% y un 93% de su valor en bolsa desde enero de 2008, contarían con un potencial de revalorización del 40,3% y el 39,3%, respectivamente. Aplicando nuestros indicadores técnicos, nos encontramos con que OHL se encuentra en fase de consolidación, mientras que Sacyr se encuentra inmerso en un ciclo de rebote.

Acceda a todos los análisis sobre Sacyr

 
Bankia, con un potencial del 30,7% y la recién incorporada al Ibex 35, Merlin, cuyas acciones cotizan un 28,2% por debajo de su precio objetivo, cerrarían el top 5 de compañías con mayor potencial de revalorización.



Aplicando nuestros filtros técnicos nos encontramos con que los títulos de la entidad financiera se encuentran en fase bajista y que sus resultados del primer trimestre reflejan una caída tanto de los beneficios como de los ingresos respecto al mismo período del año anterior. Merlin Properties  aumentó sus beneficios e ingresos respecto al primer trimestre de 2015. Su aspecto a nivel técnico es bajista.

 

(Ver: Ranking acciones Ibex 35)

Por su parte, AENA, que se ha revalorizado un 31% en los últimos 12 meses, sería la única compañía del Ibex 35 (junto a Mediaset) con un potencial negativo, que se situaría en el 4,1%. Asimismo, los títulos de Mediaset  estarían cotizando un 3% por encima del precio objetivo otorgado por el consenso.



Sin embargo, el momento en cuanto a resultados y precio de estas dos compañías el mejor de todos los componentes del Ibex 35, al registrar ambas mejoras tanto en beneficios como en ingresos y presentar una tendencia alcista en lo referente al análisis técnico.

Bankinter, que cotiza prácticamente a la par de sus niveles a finales de año, habría agotado su potencial alcista, según las estimaciones del consenso. En la misma situación se encontraría FCC, cuyos títulos avanzan de la mano del precio propuesto por Carlos Slim en su OPA (7,6 euros).


Acceda a todos los análisis sobre Bankinter

 
Los resultados  de la entidad financiera reflejaron una mejora tanto de los ingresos como de los beneficios, mientras que su situación a nivel técnico presenta que se encuentran en fase de rebote. Tendencia contraria sigue FCC, que se encuentra en un fase de consolidación, pero ha sufrido un deterioro tanto en beneficios como en facturación total.



Por su parte, Repsol, que ha aprovechado el rally alcista del precio del petróleo (el barril de Brent se ha revalorizado un 88,6% desde mínimos de enero hasta alcanzar los 49 dólares), también habría agotado su potencial alcista según las previsiones de los analistas.

Acceda a todos los análisis sobre Repsol


La petrolera ha sufrido una caída de los ingresos del 19% y de los beneficios  en un 43% debido al desplome del precio del petróleo. Sin embargo, su situación técnica refleja que se encuentra en fase de consolidación.

Si ceñimos el análisis a la ratio precio/valor en libros, nos encontramos con que tan solo 11 compañías cotizan a un precio inferior al recogido en sus libros.

Empresas del Sector financiero, constructoras y compañías expuestas a la evolución del precio de las materias primas, probablemente los sectores que más han sufrido la crisis económica, destacan entre las compañías con esta ratio más baja. ArcelorMittal (0,3 veces), Repsol (0,49 veces) y OHL (0,52 veces), son las que cuentan con un múltiplo más reducido.



En el lado contrario, Dia, Inditex, Amadeus y FCC se erigen como las compañías que cuentan con una ratio precio/valor en libros más elevado. Se trata de compañías con unos altos ingresos recurrentes que permite mantener la facturación incluso en épocas de contracción económica o que, como es el caso de FCC, han sabido diversificar su negocio hacia otras áreas.