Paula Hausmann, ejecutiva de cuentas de GVC Gaesco, analiza la situación de los mercados a las puertas de un mes de agosto que las estadísticas ratifican como de alta volatilidad. 

Vemos cómo el mercado está premiando a las compañías que presentan resultados. Ayer fue el caso de Jazztel y de Ferrovial. ¿Qué valoración podría realizar de las cuentas que hemos visto hasta el momento de las empresas del Ibex?
“Sobre todo en la última semana hemos tenido importantes resultados empresariales con los que se realiza una lectura positiva. La semana pasada publicaba Repsol por encima de lo esperado; también el sector bancario recogiendo los frutos del proceso de reestructuración; y otras compañías que han intensificado su búsqueda en importantes zonas de crecimiento, como es Gamesa.

Con Mediaset también tuvimos una lectura positiva de sus resultados y este martes conocíamos los resultados de Ferrovial con cartera de pedidos récord. En general, siguen mejorando los resultados de una forma intensa, también se está produciendo una mejora importante de los resultados al otro lado del Atlántico, especialmente dentro del sector tecnológico. Se están convirtiendo en un catalizador muy importante para los mercados y, por lo tanto, muy buena lectura de los resultados. En el caso de nuestro selectivo ayudan a que se mantenga el comportamiento por encima notablemente del resto de índices europeos”.

¿Apostaría por el sector utilities como gran parte del consenso de analistas? ¿Qué compañías recomendaría?
“Realmente está teniendo un punto de inflexión importante y este año está mostrando una fuerza muy superior al resto de sectores. El sector ha reforzado sus principales estructuras financieras y ha buscado el foco del negocio en zonas que ayudan a crecer a las compañías. Creemos que es un sector que este año lo puede hacer mejor que el resto.

Encontramos compañías como Iberdrola, donde el descuento por fundamentales es muy importante, y las utilities alemanas donde el sector ha estado muy penalizado. Además, cabe destacar su atractiva retribución al accionista.”

A las puertas de conocer los resultados de BBVA y del Banco Santander, ¿podría decirse que, desde el punto de vista técnico, se convertirán en el ‘empujón’ que necesita el Ibex para intentar consolidar los 11.200 puntos que ya visitara este año?
“Desde luego, las cifras que publiquen van a ser muy importantes para el futuro comportamiento del sector. Si se publican cifras por encima de lo esperado va a ayudar a la cotización de ambos y a la mejora del selectivo.

La mejora del selectivo (como consecuencia de esto) se hará en las próximas semanas más a medio plazo. De momento, tenemos otros principales catalizadores como los datos macroeconómicos en Estados Unidos. La retirada de estímulos de la FED se está produciendo de manera poco traumática. A corto plazo estamos en un momento muy próximo al mes de agosto, cuando puede incrementarse la volatilidad y que esos factores que siguen latentes, sobre todo los riesgos geopolíticos, pueden ser desestabilizadores muy puntuales para el mercado, aunque creemos que la tendencia va a continuar siendo notablemente alcistas en los próximos meses. Las correcciones serán oportunidades importantes para los inversores. La realidad para nuestro selectivo durante las próximas semanas serán los 10.500/11.000 puntos”.

¿Qué haría si fuera inversor de Banco Espírito Santo? ¿Realmente tiene salvación en el mercado?
“Las caídas del banco han sido muy intensas. Para el inversor que quiera tomar posiciones debe estar preparado para asumir una volatilidad intensa en el valor y estar dispuesto a asumir los vaivenes”.

¿A qué compañías le queda aún recorrido al alza? ¿Es buen momento para plantearse cortos en algún valor?
“Es aconsejable la toma de posiciones, especialmente en Europa, en las correcciones. Es donde se encuentran los descuentos más importantes.

El sector utilities tiene todavía una oportunidad muy importante, pero también el sector petrolero, el asegurador –en el que las subidas podrían ser más importantes-, y compañías tecnológicas e industriales, con expectativas de crecimiento muy importantes a nivel internacional. En estos sectores el descuento por fundamentales es muy importante”.