La valoración de los resultados de las compañías del Ibex35 es positivo, la mayoría ha presentado igual o por encima de las estimaciones de BPA. 
Eso es positivo y de las cuatro grandes economías del a Eurozona, la española es la que está yendo bien con incremento de previsiones de crecimiento. Si a eso le juntamos que la mayoría de grandes compañías del Ibex intentan reducir la deuda, le daría una lectura general muy positiva a la presentación de resultados.

A pesar de que las cifras han sido positivas, estamos a mitad de noviembre, la mayoría de fondos de inversión y de inversores si pueden cerrar sus posiciones para cerrar la foto del año, suele detraer algo la liquidez. Con lo que no espero un rally muy potente de final de año sino que nos moveremos en los niveles actuales e incluso algo por debajo de los niveles actuales. Enero es un mes en el que vuelve a entrar dinero en el mercado y las dos primeras semanas son bastante alcistas.

Las probabilidades de una tercera recesión en Europa son altas. Tras analizar las previsiones de las principales instituciones y viendo los indicadores macro de las distintas economíoas, nos damos cuenta que el riesgo está ahí. España es de las pocas que ha tenido una mejora en las perspectivas de crecimiento. Indicadores de producción industrial, de confianza, anticipados de la Eurozona están saliendo mal – especialmente en Alemania – con lo que las probabilidades son altas pero a pesar de este panorama tenemos otro factor crucial y es que grandes economías como la de Estados Unidos o lREino Unido están cogiendo una velocidad de crucero interesante y gracias a ello, finalmente podríamos evitar la tercera recesión.

Todos los sectores intensivos en recursos energéticos sin duda se ven beneficiados de la bjada en el precio del criudo. Esto es positivo de entrada , la parte negativa es que todo lo que es el coste de la energía presionará aun más a que entremos en deflación. De hecho, el objetivo en Europa de inflación es del 1.8-1.9% y estamos ene l 0.3% pero hay economías como la española que estamos en deflación. Ese sí sería una escenario problemático y no creo que el hecho de que continúe bajando la energía se positivo para la economía de la eurozona.

A nivel español me centraría en un sector: el bancario tiene que mejorar. Al final son las autopistas de una economía, es por donde fluye el dinero y hasta ahora muchos bancos se han visto perjudicados por los problemas de los impagados. Por eso las tasas de morosidad estaban por las nubes. Sin embargo, estamos cambiando la tendencia y junto a estas previsiones positivas, lo ratios de los bancos cada vez serán mayores, las empresas serán fiable y a la vez la ventanas de liquidez del BCE para inyectar más liquidez en la economía, lo uqe será beneficioso tanto para el sector corporativo como el financiero.

También me centraría en el consumo cíclico y en el de automoción, hay compañías que están mostrando buenos resultados que van en línea con la mejora de vehículos. Ese será el sector que tirará mucho.

Una compañía podría ser Volkswagen. Por fundamentales muestra la buena línea en ventas de vehículos en Europa y desde comienzos de julio que llegó a 200 euros la acción tuvo una resistencia importante, no la pudo romper y entró en una tendencia bajista que la llevó hasta los 150 euros. Desde ahí rebotó y parece que está rompiendo la línea de tendencia bajista con lo que sería un buen momento para entrar en Volskwagen con objetivo en los 200 euros. Stop muy ajustado en los 165 euros.