Recientemente el ministro de Industria, José Manuel Soria, adelantaba en una entrevista al diario Expansión que las medidas que se ratifiquen en la próxima reforma energética que será aprobada en julio “no van a gustar a las compañías”. Se esperan recortes de subvenciones y las propias compañías ya tienen ‘la mosca detrás de la oreja’. De hecho, la semana pasada el presiente de Iberdrola, Ignacio Sánchez Galán, reclamó en Londres ante inversores y expertos internacionales cambios en el sector energético español y, haciendo referencia al déficit de tarifa acumulado, señaló que “el aumento del coste de tarifa tiene que pasar al consumidor, igual que ocurre en el Reino Unido y en Alemania”. Tras un 2012 en el que la reforma energética –que, por cierto, se hizo de rogar- dejó tocadas algunas de las cotizaciones de las utilities del Ibex 35, el 2013 se presenta dispar, según el valor, por lo que vamos acción por acción.

Partamos de la base de que el sector energético, con las eléctricas en cabeza, es el segundo que más pondera en el Ibex 35 (13,16%), por lo que selectivo y sector se influyen directamente. No obstante, si observamos un gráfico comparativo entre el Ibex 35 y la evolución de las utilities en los últimos 12 meses apreciamos que la mayor parte de estas compañías cotizadas en el índice –a excepción de Acciona e Iberdrola-, vienen comportándose mejor que el selectivo. De hecho, valores como Enagás se encuentran dentro de los que más se han revalorizado desde que empezara el año. Ya suma una subida de precio del 30%. Tampoco está nada mal el avance del 18,50% de Endesa, el 26,50% de Gas Natural o el 15,10% de Red Eléctrica.

EVOLUCIÓN COMPARATIVA IBEX 35 vs. UTILITES:

Fuente: Yahoo Finance

Teniendo en cuenta este desempeño, Miguel Rodríguez Bonet, director de formaciontrading.com, selecciona varias oportunidades de inversión en el sector e indica que “Gas Natural y Enagás son alcistas a pesar de los recortes en las últimas semanas, creemos que volverán a subir. Pero, de momento, esperaríamos a que el Ibex perfore los 7.800 y caiga al menos a los 7.500 ó, por el contrario, hasta que no supere los 8.300 nada”. Hay que destacar que, dentro del sector, ambas compañías se desmarcan en su política de dividendos al anunciar un aumento del pay out para este año.
A principios de este mes incorporamos Gas Natural a nuestra cartera de acciones “con stop a cierre diario inferior a 12,13 euros”. (Ver: Estrategia sobre Gas Natural)

Entre tanto, Enagás se configura como una recomendación de compra para el medio plazo aprovechando las correcciones. Desde Renta 4 explica que “completa una formación bajista desde febrero de este año, cuya proyección bajista teórica apunta a niveles de 16,5 euros, cerca de la zona de máximos de 2008 en 16 euros, ahora soporte. Los indicadores semanales sugieren que el escenario antes propuesto tiene visos de producirse. A corto plazo la debilidad es notoria debajo de 18,7”.  Victoria Torre, de Selfbank, valora de Enagás "su estrategia de inversión en el extranjero con el objeto de diversificar ingresos, siendo México y Chile dos de sus apuestas, sus perspectivas de crecimiento, su relativa seguridad jurídica y la atractiva remuneración al accionista". (Ver: Gas Natural y Enagás, los ‘blindados’ de la guerra de divisas)

Respecto a Endesa, Luis Francisco Ruiz, director de análisis de Estrategias de inversión, explica que “la sobreventa y niveles significativos dan soporte al precio. El impulso bajista que comenzó en el máximo anual, 19,53, comienza a perder momento a medida que el precio se aproxima a la zona de mínimos 15,86 / 15,51 y la media de 200 sesiones. El volumen de contratación muestra síntomas de mejoría y la estructura de fondo de la serie de precios es alcista”. En este entorno se puede buscar un rebote “buscando un primer objetivo en 17,33 con stops por debajo de 15,51 euros”. Recordemos que debido al coste de los cambios regulatorios de España del último año y las nuevas tasas que han entrado en vigor en 2013, Endesa anunció recientemente la suspensión del dividendo para evitar la importante salida de caja que acusaba por esta causa, pues su dividendo, de 3 euros por acción, era el más elevado del Ibex 35 en efectivo. Esto suponía toda una seña de identidad, por lo que ha preferido suspenderlo, a repartirlo en acciones –scrip dividend-. Ésta es la segunda vez que suspende la retribución al accionista, ya que también canceló el primer dividendo a cargo de las cuentas de 2011. Además, según indica Javier Flores, responsable del servicio de estudios y análisis de ASINVER, “desde principio de año se ha observado un aumento muy importante de la producción hidroeléctrica, lo que continuará con últimas lluvias. Esta situación tiene un claro beneficiario, Iberdrola, y un claro perdedor, Endesa, al disminuir la demanda de producción de carbón”. (Ver: Ideas de trading a corto plazo. BME y Endesa)

Para Red Eléctrica, Renta 4 emite un consejo de compra en correcciones “tras romper los máximos de 2011 colocándose en situación técnica de subida libre. A corto plazo regula altos niveles de sobrecompra. Los recortes tienen su soporte relevante entre 36,5 y 38 euros”. Además, Nicolás López, Director de análisis de M&G Valores, destaca que “Ree, junto con Enagás, son de los valores más seguros en cuanto a su retribución, por lo que serían buenas ideas para conformar una cartera para cobrar dividendos”.

Frente a estos valores que han experimentado subidas desorbitadas desde que empezara el año, en los últimos 3 meses las ovejas negras han sido Acciona, que se deja cerca de un 9%, e Iberdrola, que ha perdido un 4,50% de su valor. Detengámonos un momento en Acciona –constructora y energética- , porque en los últimos meses ha experimentado movimientos erráticos. Aunque actualmente sólo un 1,49% de su capital esté en manos de especuladores bajistas, desde el levantamiento de la prohibición de ponerse corto, es de las acciones que más ha sufrido. En dos meses ha perdido un 17,50% de valor. Técnicamente, Luis Lorenzo, analista de Dif Broker, explica que “tras perder el soporte de 45 euros, parte baja de la zona de control entre 48 y 45, abre camino a buscar el soporte en la zona de 38 euros, lo que nos anima a ponernos cortos”. Se anularía la estrategia si el valor volviera a recuperar zonas de 48 euros. Además, Soledad Pellón, estratega de mercados de IG, apoya la toma de posiciones bajistas en Acciona basándose en “la debilidad importante en las compañías relacionadas con las energías renovables. En concreto pensamos que Acciona podría tener un mal comportamiento. La inestabilidad regulatoria afecta de forma negativa al sector energético y en particular al sector de las energías renovables ya que es la parte del sector que mayor reforma necesita y la causante principal, por las subvenciones, del déficit de tarifa. Visto que esta reforma parece que se pondrá en marcha en el mes de octubre, como ya ha adelantado el ministro de industria, se podrían ver caídas que podríamos aprovechar poniéndonos cortos”. Por si esto no les ha convencido, recordemos que Acciona es el quinto valor más bajista del Ibex 35 en lo que va de año (-27,50%). Además, su situación fundamental también ha empeorado, lo que le ha llevado a buscar comprador para el 30% de su filial energética, que representa el 80% del beneficio del grupo, por unos 1.000 millones. Con ello, la familia Entrecanales pretende sanear su balance que, en los últimos tiempos ha incrementado su deuda financiera neta un 7% hasta los 7.482 millones. Acciona no es la única constructora que quiere desprenderse de su negocio eléctrico. También A ACS pretende desinvertir la mitad de su cartera de proyectos energéticos y FCC ha anunciado su intención de quitarse de encima el 100% de su compañía de renovables por unos 1.000 millones. (Ver: Swing-Trading en Acciona)

El blue chip energético Iberdrola no ha corrido parejo al Ibex 35 en 2013, sino que lo ha hecho mucho peor. Técnicamente, según Roberto Moro, de Apta Negocios, “lo que está claro es que, cada vez que llega a 3,60 euros merece la pena entrar para buscar rebotes. En 4.10-4.15 euros podría estar dejando un doble máximo que se haría doble techo por debajo de 3.60 euros. No creo que la situación actual dé para incrementar posiciones pero sí para abrir posiciones cortas si pierde los 3.60 euros”. Actualmente Iberdrola se encuentra inmersa en un proceso de reducción de capital mediante la liquidación de autocartera (1,4%) y la amortización de otras acciones que ha a terceros en el mercado (1%) a comienzos de este mes a unos precios comprendidos entre 3,656 y 3,672 euros. Esta reducción de capital aumentará el valor de las acciones actuales –algo de agradecer en un momento en el que muchas empresas optan por devaluarlo-. Al hilo, José Luis García, analista de Dif Broker, cree que “Iberdrola es una buena compañía para formar una estructura de cartera a largo plazo, no sólo por su potencial de revalorización, sino por su alta rentabilidad por dividendo”. (Con un 8% de rentabilidad por dividendo, está entre las que mayor renta por título aportan del Ibex 35). Tampoco podemos olvidar un factor de incertidumbre que planea sobre la compañía que preside Sánchez Galán y es la próxima venta de la participación de Bankia. La maltrecha financiera tiene un 5,13% de la energética, el mayor que, a precios actuales, vendría a valer unos 1.220 millones de euros, la participación más valiosa de Bankia en la bolsa española. Este factor ha mellado el precio en los últimos meses. (Ver: Iberdrola, la eléctrica más perjudicada en bolsa)


SECTOR ELÉCTRICO EN EUROPA
Y ahora, echemos un vistazo al sector de las utilities en el Viejo Continente. El sector de las eléctricas lleva un desempeño negativo en lo que va de año dentro del EuroStoxx sectorial. Ha perdido un 0,3% de valor desde que comenzara el 2013 y, de hecho, los tres últimos años ha cerrado el ejercicio con pérdidas de cotización.

EVOLUCIÓN SECTOR UTILITIES EN EL EUROSTOXX SECTORIAL:

Fuente: Renta 4

Desde Enbolsa.net avisan de que “haciendo un ranking sectorial, atendiendo a su tendencia, fortaleza e impulso, tenemos al sector entre los peores, con tan solo una puntuación de 2 sobre 10, algo que a priori no es nada bueno”. En concreto, “la situación es delicada, puesto que las lecturas de la fortaleza comienzan a ser negativas, esto es preocupante puesto que un desarrollo bajista aparece cuando la debilidad se hace presente. Si a esta debilidad le unimos la situación técnica, podemos sacar algunas conclusiones: mientras no pierda los niveles de 248 no deberíamos de preocuparnos, pero si perdiese esa cota, las consecuencias sería muy malas, puesto que la tendencia bajista cobraría importancia que, junto a la debilidad ya descrita, implicarían caídas en la curva de precios”.

Por ello, “si lo que buscamos para invertir en el mercado son valores buenos y de calidad, que nos es más que acciones alcistas con fortaleza positiva y que además su sector así lo refleje, el sector eléctrico no sería el más adecuado. Sólo 4 compañías presentan una fuerza positiva y se encuentran en tendencia alcista –ninguna española- y es ahí donde la probabilidad de éxito”, concluyen desde Enbolsa.net.