Ante las crisis, las gestoras de fondos españolas han optado por ser más selectivas a la hora de lanzar nuevos productos y por centrar sus novedades en aquellos fondos que pueden hacer más competencia a los depósitos bancarios. Es decir, en la oferta más conservadora. Así, en los ocho primeros meses del año tan sólo se han registrado 121 fondos en la Comisión Nacional del Mercado de Valores, un 33% menos que en el mismo periodo del año anterior. Esta cifra también es inferior a la registrada en 2005 y 2006. Además, salvo contadas excepciones, la mayoría de las casas está optando por comercializar productos de perfil conservador. El objetivo es claro: dar a los inversores alternativas atractivas frente a los depósitos. El 61% de los nuevos fondos son garantizados, de renta fija, fondepósitos o monetarios.
A esta cifra se podrían añadir también los productos globales y de inversión libre, todos ellos con un significativo nivel de aversión al riesgo. Esto deja el peso de los fondos de bolsa en menos del 10% del total de la oferta lanzada durante 2008, con sólo diez nuevos productos en el mercado. Novedad, los garantizados Entre estos nuevos fondos conservadores destacan los garantizados, que representan el 38% del total de la nueva oferta. BBVA ha sido en estos ocho primeros meses la gestora que más fondos garantizados ha lanzado. Siete de los 11 productos que ha registrado garantizan la inversión de los ahorradores y, además, en esta categoría ha sido la primera entidad en comercializar en España un fondo ligado a la inflación, que garantiza el total de la inversión más un rendimiento equivalente al IPC durante los dos próximos años. No hay que olvidar que la inflación se ha convertido en uno de los principales fantasmas de los ahorradores españoles, con un índice de precios que ha alcanzado crecimientos el 5%. Caixa Manresa ha sido la última gestora en entrar en esta lucha con los depósitos y en agosto anunció el lanzamiento del Manresa Garantit IV y el Manresa Garantit Euribo Mes 50. El primero es un fondo de renta fija que asegura una rentabilidad del 5,60% TAE durante 29 meses, mientras que el segundo garantiza durante 36 meses un rendimiento equivalente al euribor a tres meses con una rentabilidad adicional de 0,50 puntos porcentuales. Estas rentabilidades a plazos de dos o tres años compiten perfectamente con la remuneración de los mejores depósitos a igual vencimiento. Otras gestoras han hecho una apuesta total por los garantizados y, por ejemplo, Banco Pastor, Caja Navarra y Espírito Santo tan sólo han lanzado productos de este tipo en lo que va de año. Junto a los garantizados, 2008 está siendo el año de los fondepósitos. Siguiendo la estela abierta en 2007 por Ahorro Corporación, otras gestoras se han animado también a comercializar este tipo de productos. Banco Santander, Banco Popular, Caixa Catalunya, Caixa Manresa y CAM se han estrenado en la gestión de estos fondos que invierten en depósitos, ofreciendo rentabilidades atractivas. En el caso de los productos globales, las entidades han optado por fondos con objetivos de rentabilidad vinculados a diferentes activos, siempre dentro de un mayor control de las pérdidas de los inversores. Los hedge funds Junto a la oferta más conservadora, en estos ocho meses también se han lanzado 18 fondos de inversión libre, con lo que el sector ya acumula 64 productos comercializados en España. Entre las entidades que se han lanzado por primera vez al mundo de los hedge fund, el ahorrador puede encontrar grupos españoles, como Banco Popular, extranjeros, como Fibanc Mediolanum, o independientes, como Consulnor. Algunas entidades, que ya habían lanzado productos en 2007, han completado su oferta en 2008. Optimal, la gestora de Banco Santander, lanzó este año su primer fondo puro de inversión libre, después de que en 2007 registrara en la CNMV sus dos primeros fondos de fondos. Una gestora que se ha estrenado en la inversión libre en 2008 es Valira, creada por los antiguos responsables de gestión alternativa del bróker Capital Markets, que registró en los últimos días de julio su fondo Valira Income. Este producto busca una rentabilidad anual de Eonia + 200 puntos básicos con una volatilidad anual inferior al 5%. En la exigua oferta de nuevos productos de renta variable (en torno al 8% de los nuevos lanzamientos), destacan los fondos de Santander que invierten en África e India, las dos únicas nuevas ofertas centradas en una región. También escasea la oferta de fondos temáticos, ya que el ahorrador sólo puede elegir entre los nuevos fondos que invierten en el sector de la salud, de Invercaixa; en agricultura, de Santander y en un fondo de renta fija a largo plazo de empresas financieras de Sabadell.