En los últimos veinte años la cifra de negocio exterior de las empresas españolas cotizadas no ha parado de crecer de manera ininterrumpida y, con los datos de 2016, se ha alcanzado una participación sobre el total del 65,5%, cifra histórica y que supone casi 20 puntos más que hace diez años y 43 más que hace veinte.

Esta internacionalización creciente de los negocios de la empresa española es la principal conclusión del Informe que ha publicado hoy el Servicio de Estudios de BME.

En el conjunto de todas las empresas que se negocian en Bolsa española, el importe neto de la cifra de negocio en 2016 fue de 485.154 millones de euros, de los cuales 317.710 millones (65,5%) se generaron fuera de nuestras fronteras. En este sentido, es significativo el dato del porcentaje registrado en países de la Unión Europea (UE) que se sitúa en torno al 20% desde hace cerca de diez años, mientras los ingresos obtenidos por ventas en países de la OCDE han crecido desde el 7,5% en 2007 al 22,33% el pasado año.

Que la cifra de negocio se apoye tan mayoritariamente en operaciones fuera de España es un gran indicador de diversificación que ayuda a compensar la caída sufrida en el mercado interior tras los años de crisis. Así, el descenso en la facturación de las empresas del IBEX 35 fuera de España cayó sólo un 0,96% sobre 2015 y amortiguó en gran medida el impacto de la obtenida en España que perdió un 5,3%.

Un total de 123 compañías españolas cotizadas se recogen en el estudio de BME, de las que 28 consiguen una cifra de negocio en el exterior igual o superior al 80% y sube hasta 45 empresas las que facturan igual o superior al 70%.

El mayor porcentaje de facturación exterior lo cosechan las empresas del IBEX 35, con el 65,80%, aunque en un análisis más detallado del proceso de internacionalización de la empresa y economía española se observa que el peso de las compañías de dimensión inferior es también muy elevado. Así, para las 20 compañías que pertenecieron al IBEX Medium en 2016, el porcentaje de facturación exterior alcanzó el 64,84% de la cifra total y para las 30 sociedades incluidas en el IBEX Small  Cap fue del 63,73%.

La cifra del negocio exterior de las empresas del IBEX 35 tiene un peso sobre el total casi 21 puntos más alto que la que anotan las multinacionales del Dow Jones fuera de Estados Unidos, al registrar el 45% de sus ingresos por actividades en el exterior, frente al 65,80% de las compañías del IBEX 35.