Facua ha reclamado este jueves que la telefonía móvil pase a incluirse dentro del servicio universal de telecomunicaciones, tal y como se encuentran el acceso a Internet y la telefonía fija en la nueva Ley General de Telecomunicaciones, actualmente en trámite parlamentario.

La asociación señala en un comunicado que el proyecto, en el que ya se han incluido varias enmiendas de los grupos, no incluye este supuesto cuando es el método de telefonía usado por gran parte de la población.

El servicio universal hace obligatorio que se puedan prestar sus componentes en cualquier localidad geográfica, con lo que la inclusión de la telefonía móvil extendería la cobertura a todo el territorio, según la asociación.

Otro de los puntos señalados por Facua es que la ley no marca ningún precio o mecanismo de fijación de precios para este servicio universal más allá de señalar que estos "han de ser asequibles y no deben impedir a los consumidores con rentas bajas o con necesidades sociales especiales acceder a tales servicios".

En la misma línea, tampoco señala unos parámetros de calidad mínima para el servicio universal con estándares comparables a aquellos que se contratan en el mercado de las telecomunicaciones.

Además, elimina el servicio de información de números de abonado de entre los que forman parte del servicio universal, pese a que desde FACUA se considera imprescindible para garantizar que los usuarios más vulnerables y sin conocimientos o herramientas para un uso efectivo de Internet puedan consultar teléfonos de servicios básicos a través de una numeración gratuita o fija geográfica.

La norma tampoco contempla el derecho a la continuidad del servicio y a posibles compensaciones automáticas en caso de interrupción, algo que sí prevé la actual Ley General de Telecomunicaciones, según la entidad.