Hoy el flamante primer ministro de Grecia ha prometido al pueblo griego cambios radicales y el fin de la austeridad. El mercado lo está tomando muy negativamente

Hoy el flamante primer ministro de Grecia ha prometido al pueblo griego cambios radicales y el fin de la austeridad. El mercado lo está tomando muy negativamente, descontando que el Ejecutivo heleno presione para conseguir quitas de deuda o, incluso, que salga de la zona euro. Esto está impactando de lleno en la cotización de los grandes bancos griegos, que se desploman de media más de un 25%.

Debido a la fuerte caída que experimentan, los 4 bancos más importantes del país pierden hoy más de 12.000 millones de euros de capitalización. Esto es lo peor que les podía pasar pues, si recordamos, estas entidades salieron perjudicadas en los test de estrés europeos. (Ver: bancos europeos que suspendieron los test de estrés)

Los principales bancos griegos se convierten en las entidades más penalizadas del selectivo Stoxx Banks que agrupa los mayores bancos europeos:

bancos griegos


Así pues, vemos a Piraeus Bank desplomándose un 29,26%, ayer cayó un 17% y desde marzo pierde más de un 75%. Recordemos que Piraeus Bank experimentó un suspenso técnico en los test de estrés (a finales de 2013 no contaba con el core capital necesario para aprobar, pero realizó una ampliación de capital de 1.000 millones de euros en 2014).

El segundo banco más penalizado de Grecia es el National Bank of Greece, que pierde un 28,13% y entre el lunes y el martes, un 24%. Este banco suspendió los test de solvencia europeos y, pese a ampliar capital en 2.140 millones de euros en 2014, aún requería 930 millones de euros para llegar al mínimo exigido por la autoridad bancaria europea.

Alpha Bank se convierte en la tercera entidad griega más penalizada con un desplome del 22,97% y en el resto de la semana ya acumulaba una caída del 12%. Junto a él, Eurobank Ergasia pierde hoy un 21,48%, pero es que desde que abriera la semana pierde un 44%. Precisamente Eurobank Ergasia fue de los bancos peor parados en los tests de estrés, en los que salieron a relucir unas necesidades de capital de 1.760 millones de euros (las segundas mayores de Europa después de Monte dei Paschi di Siena) después de ampliar capital en 2014 por valor de 2.860 millones de euros.

El principal índice de la bolsa griega, el Athex Composite, se desploma hoy un 9%, lo que se suma a la caída del 6% que acumula desde el lunes. El índice cotiza en los 712,72 puntos. Desde los máximos de 2014 de marzo, pierde un 50%: 

athex


El mercado griego se desploma compresiblemente, pues se está descontando que se complique la llegada de financiación extranjera ante las presiones de Tsipras por conseguir aliviar la deuda contraída por el país por el rescate.

José Lizán, gestor de SICAVs de Auriga Sociedad de Valores, analiza la actitud de Tsipras e indica que “el 180% de deuda sobre el PIB que tiene Grecia hace que no pueda devolver la ayuda. Ahora bien, si Grecia radicaliza su postura, Alemania la va a expulsar del euro, no le va a temblar el pulso. Alemania preferiría hacer un rollover de la deuda. Eso sí, si Grecia quiere acabar con la austeridad fuera del euro, va a tener el triple porque no va a tener ni el tercio de los ingresos que tiene ahora. Tendría un shock de dos o tres años y luego vendría la regeneración de la economía. Pero si se piensan que no van a tener austeridad, los primeros años van a ser peores de lo que piensan. Si que ganarían una competitividad brutal con la devaluación del dracma, pero tardaría unos dos años en regenerarse después de un shock inicial tremendo. Además, que sus deudas con el euro se triplicarían por la devaluación de sus divisas”.

El miedo del mercado a Grecia también se palpa en el mercado de renta fija. Muestra de esta preocupación es la subida de la prima de riesgo en 200 puntos básicos esta semana, desde que Syriza triunfara en las elecciones generales. Desde septiembre la prima de riesgo griega ha ido recuperando todo el terreno perdido desde 2013

prima de riesgo griega