Ramón Forcada, director de Análisis de Bankinter, entiende que, una vez las bolsas han subido un 15% a comienzos de año, no se puede esperar mucho más de ellas. 

“Pensaba que el mercado se iba a encontrar más flojo ante la expectativa de que el asunto de Grecia se acabe cerrando…pero, sin duda, lo que más me preocupa es la parte de los bonos. El español presenta una rentabilidad muy similar al italiano. Si España tenía cierta ventaja con respecto a Italia, tras las elecciones de hace quince días, la va a perder.

A nivel de mercado, hay que tener mucho cuidado porque las bolsas no puede subir un 15% el primer trimestre y seguirlo haciendo el resto del año. Puede que el año ya esté hecho en mercados como el Cac o el Dax.

Defendemos que estamos en una nueva normalidad apoyada en tipos bajos o inexistentes. En la eurozona hablamos de tasas que tardarán aún más que en USA en subir. Con el nivel de globalización y de competitividad de los emergentes, más la bajada del precio del petróleo, apostar por bonos ligados a la inflación tiene su riesgo.

A nivel de bolsas, empezaría a sobreponderar más el resto de Europa que España, a pesar de que hay compañías que lo pueden seguir haciendo bien como Inditex o Dia. Y reduciría constructoras tras las elecciones del 24-M. La economía española se está limpiando de muchas cosas y la primera es objetiva: estamos en superávit por cuenta corriente y eso es muy importante. La segunda fase de la limpieza es el cambio de dirección en el empleo. Y la tercera fase, que no nos corresponde a los economistas, es la corrupción.





*Declaraciones a Radio Intereconomía