Esta semana veremos tendencias semejantes a la de la semana anterior, la derrota de Trump despierta dudas  sobre la capacidad de llevar a cabo su política fiscal, que es lo que había hecho descontar expectativas de beneficios optimistas.
 

En Europa, los indicadores siguen siendo positivos en actividad pero esta semana conoceremos IFO y desempleo que, en conjunto, darán una imagen positiva. Cabe recordar que el índice sorpresas positivas está en máximos de los últimos tres meses.

Por otro lado, el IPC sí es una buena noticia porque veremos cómo la inflación baja en el índice subyacente y veremos cómo hasta bien avanzado 2018 no habrá movimientos en el BCE. En Francia también puede bajar con lo que el conjunto el contexto puede ser positivo pero las dudas sobre la política reflacionista de EEUU y las dudas sobre las sorpresas positivas hace que se busque nuevos argumentos para seguir con las subidas.

Declaraciones a Radio Intereconomia