Apertura en la Bolsa neoyorquina teñida en rojo, mientras en Europa se acrecientan las pérdidas a falta de 30 minutos para que Ben Bernanke pronuncio –o no- las palabras mágicas para el reflote de los mercados. Todo ello con Estados Unidos que ha pisado más que el freno de la recuperación tras darse a conocer el dato de PIB del segundo trimestre del año, dos décimas por debajo del anterior y que hace pensar en el fantasma de la recesión. El par euro/dólar, mientras, aguanta su fortaleza sin bajar del 1,44.

Wall Street ha abierto la jornada del viernes sumido en las pérdidas no sólo por la incertidumbre que genera el discurso del presidente de la Reserva Federal, Ben Bernanke, sino también por los datos macroeconómicos que se han dado a conocer minutos antes de la apertura. El PIB estadounidense ha caído tres décimas con respecto al primer trimestre del año y retrocede hasta el 1%. Tampoco ayuda la caída del consumo de los hogares de hasta un 0,2% en tasa interanual durante el segundo trimestre del año.

Por el momento, la primera media hora de negociación vendrá marcada por las dudas sobre la dirección que adoptará Bernanke en su discurso de este viernes. La mayor parte de los analistas coinciden, sin embargo, en que se tratará más bien de medidas muy concretas para encauzar la economía a falta de un shock que impulse los mercados materializado en un tercer plan de estímulo económico. Con este panorama, el Dow Jones de industriales es el índice que sufre mayores recortes, hasta un 0,48% abajo, y se coloca en los 11.095 puntos. El S&P 500, de referencia para Europa, bastante similar, cae un 0,45%, hasta los 1.154 puntos, mientras que el tecnológico Nasdaq cede un ligero 0,13%, en los 2.416 puntos.

A la par en Europa se incrementan las pérdidas en las principales plazas. Dentro del mercado doméstico, el Ibex 35 se juega a esta hora los 8.000 puntos con un recorte del 2,43%, una vez perdido los 8.100 enteros y llevado a la baja por la asegura Mapfre, con pérdidas cercanas al 5%, con los dos grandes financieros, BBVA y Santander, con pérdidas superiores al 2,60%. El indicador europeo, el Eurostoxx 50, sufre un desplome del 2,60% y aguanta por encima de los 2.150 puntos; el Cac francés se deja otro 2,40%, mientras que el Dax germano, especialmente perjudicado esta misma mañana, modera su caída, un 2,42% abajo, y se mantiene por encima de los 5.400 puntos.

Bank of America es hoy uno de los valores protagonistas de la mano del magnate Warren Buffet. El hecho de que haya invertido 5 millones de dólares para comprar el 7% de la entidad ha dado lugar a que en sus manos acumule el 3% del total de la banca estadounidense.

La cadena de joyerías Tiffany, por su parte,  ha batido las expectativas del mercado con la presentación de sus resultados del segundo trimestre, durante el cual obtuvo unas ganancias de 86 centavos por acción. Además, sus ventas aumentaron un 30%.

En el mercado de divisas, al par euro/dólar no hay quien le baje del burro y no abandona el 1,44. De hecho, los analistas apuntan a que no lo hará, al menos a corto plazo, y mientras que Bernanke no modifique su política de tipos cero. El oro sigue al alza y rebota un 0,75% con la onza vendiéndose en los 1.781 dólares. Y el oil Texas ha abierto a la baja, por encima de los 84 dólares el barril.